Domingo, 22 de Octubre de 2017
El Tiempo

CANTABRIA

Alcaldes de Costa Oriental dan el pistoletazo de salida al Año Jubilar reivindicando mayor protagonismo

Arnuero, Santoña, Noja, Argoños, Colindres, Escalante y Bárcena de Cicero desgranan los preparativos que están ultimando para acoger a los miles de peregrinos que pasarán por sus albergues y calles durante este año.

Los representantes municipales piden al Gobierno que la zona sea más protagonista en los eventos organizados en Cantabria, como ocurre con Santander, Torrelavega o la comarca de Liébana.

Los alcaldes de la Costa Oriental han reivindicado más protagonismo en el Año Jubilar Lebaniego
Los alcaldes de la Costa Oriental han reivindicado más protagonismo en el Año Jubilar Lebaniego

El 23 de abril se abre la Puerta del Perdón del Monasterio de Santo Toribio de Liébana, y con ello arranca el Año Jubilar Lebaniego. Miles de peregrinos pasarán por Cantabria de camino a Santiago de Compostela (Galicia), y los diferentes municipios que acogen este Camino de Santiago del Norte ya tienen todo preparado para afrontar la llegada de estos visitantes. Sin embargo, también han reconocido y reclamado diversas necesidades para poder ofrecer un servicio correcto, así como cierto “olvido” por parte del Gobierno de Cantabria con los municipios de la Costa Oriental en lo que a actividades se refiere.

Así lo han reconocido en un encuentro organizado por este diario en la Oficina de Turismo de Noja los alcaldes de esta villa, Miguel Ángel Ruiz Lavín; Arnuero, José Manuel Igual; Santoña, Sergio Abascal; Argoños, Juan José Barruetabeña; la primera teniente de alcalde de Colindres, María Eugenia Castañeda; la primera teniente de alcalde de Escalante, Leticia Cubillas, así como miembros de la corporación nojeña.

Encuentro mantenido con los alcaldes de la Costa Oriental

De hecho, y como ha confesado Ruiz Lavín, “a nosotros nadie nos ha llamado, y creo que al resto de Ayuntamiento que estamos aquí tampoco”, algo que todos confirmaron asintiendo. A este respecto, Igual ha opinado que la zona oriental “está olvidada”, y ha reclamado un “icono” en esta parte de Cantabria que reconozca que “estamos haciendo un esfuerzo”. Icono que, a su modo de ver, podría ser “algún evento de los que van para Santander” que permita atraer “gente a nuestros municipios”.

Igual ha opinado que la zona oriental “está olvidada”, y ha reclamado un “icono” en esta parte de Cantabria que reconozca que “estamos haciendo un esfuerzo”

“Nos han dejado al margen y se ha quedado un poco cojo”, ha explicado Igual, a cuyas palabras se suma el alcalde de Santoña. “A la zona, a la comarca, ya sea la del Asón o la de Trasmiera, le falta un elemento identitario común a todos”, ha matizado Abascal, que aunque ha reconocido que a su municipio “han llegado algunos espectáculos, también es cierto que son de carácter menor”.

En este sentido, Abascal ha defendido una seña de identidad común a todos los municipios que trascienda los “elementos puntuales” de cada uno de ellos, un “evento con continuidad” que, en el caso de Santoña, va a tratar de aprovechar el aniversario de la capitulación francesa para darle un “carácter más de época a los actos”, intentando lograr algo similar al desembarco de Carlos V en Laredo o el Privilegio de Vara en Noja.

El alcalde de Arnuero, José Manuel Igual, durante el encuentro de alcaldes de Costa Oriental

También ha apoyado esta idea la primera teniente de alcalde de Colindres, quien ha reconocido que “la parte más importante está en Liébana” pero ha reclamado “crear algún acto” que beneficie a todos estos municipios. Castañeda ha opinado que “si a la gente le das oferta, participa”, poniendo como ejemplo que en 2016 se registró “un incremento de visitantes al crear la Ruta Modernista y la de la Costa”, lo que se notó en el comercio y la hostelería.

Barruetabeña, alcalde de Argoños, también reclamó más atención a los municipios pequeños, que “tenemos que luchar tres veces más para traer afluencia de gente a nuestros municipios”.

Abascal ha defendido una seña de identidad común a todos los municipios que trascienda los “elementos puntuales” de cada uno de ellos

Turista que viene

Respecto al Año Jubilar Lebaniego en sí, los representantes municipales han hecho balance de los preparativos que han venido realizando y que han dejado todo listo para el pistoletazo de salida del 23 de abril. Así, Noja, que no es parada sino municipio de paso, ha incorporado el ‘Espacio del Peregrino’ a su Oficina de Turismo, el primero de Cantabria. A esto se suma, como ha detallado el alcalde, la posibilidad de “hacer algo” en la casa parroquial, porque “sería importante” para poder ofrecer un buen servicio al peregrino, “un turista que viene, no hay que ir a buscarlo”, y que a su paso por Noja realiza una de las etapas más largas, entre Laredo y Güemes.

El alcalde de Noja, Miguel Ángel Ruiz Lavín, durante su intervención en el encuentro con alcaldes de Costa Oriental

Es similar el caso de Escalante, a donde los peregrinos llegan “buscando información, con la ruta preparada y centrados en disfrutar de los recursos que podemos ofrecerles”.

Arnuero, por su parte, trabaja para abrir en Isla el Antiguo Hospital de Peregrinos, que data del siglo XIV y que está cedido por el Obispado. Su objetivo es poder ponerlo en marcha “este año, porque es una fecha muy señalada con el Año Jubilar”, aunque todavía se están realizando los primeros presupuestos para amueblarlo, como ha explicado José Manuel Igual.

El alcalde de Santoña, Sergio Abascal, durante el encuentro con alcaldes de Costa Oriental

El caso de Colindres es algo diferente. La primera teniente de alcalde ha detallado que el municipio cuenta con un albergue emplazado en un edificio municipal que se ha remodelado durante los últimos años. “Tenemos 19 plazas, con habitaciones individuales y otras colectivas, porque le espacio no es muy grande”, ha comentado Castañeda, reconociendo además que estas son “fechas complicadas” porque exige muchos recursos municipales para poder atender a “un volumen muy elevado de peregrinos”.

Noja, que no es parada sino municipio de paso, ha incorporado el ‘Espacio del Peregrino’ a su Oficina de Turismo

Necesidades

Pero junto a los preparativos surgen necesidades, algunas relacionadas con la capacidad de dar respuesta a la creciente demanda de peregrinos, y otras con el propio Camino del Norte en sí. Sin ir más lejos, Abascal ha defendido que, aunque “Santoña es un punto de paso” hacia el final de etapa, cada año “recibimos a más y más peregrinos”, muchos de los cuales pernoctan en el municipio. Es por eso que desde el Ayuntamiento se está buscando ampliar una “capacidad limitada”, aprovechando las posibilidades que ofrece este “año muy importante”.

La primera teniente de alcalde de Colindres, María Eugenia Castañeda

A los problemas de alojamiento se suman otros como una “señalización adecuada” que todavía no se ha completado. Y es que, como ha explicado el alcalde de Santoña, “el Camino del Norte tiene una doble vía de entrada”, una desde Argoños y otra a través de la ruta marítima, confluyendo ambas en la iglesia y dirigiéndose a Noja. Sin embargo, en los planos “se señalizaba que entraba y llevaba al Brusco, y de allí hacia Noja”.

Por otro lado, Abascal ha apostado por “reforzar la Oficina de Turismo y atención al peregrino” mediante la creación de otros centros como el que estará disponible desde verano en la Casa de Juventud. En este sentido, ha asegurado que el municipio tratará de acogerse a la ayuda del Gobierno para la rehabilitación y señalización, algo que también ha manifestado el alcalde de Argoños.

La primera teniente de alcalde de Escalante, Leticia Cubillas (der.), durante el encuentro con alcaldes de Costa Oriental

De hecho, Barruetabeña ha reconocido que “tenemos que vendernos para que la gente tenga un aliciente para pasar por Argoños”, pues es un municipio de paso y “nos cuesta un poco más que lleguen hasta aquí”.

Con todo, entre las actuaciones realizadas ha destacado una “pequeña oficina de turismo” y el Monumento al Peregrino, instalado hace siete años y que se ha convertido en un “punto al que acuden muchos”. Respecto al alojamiento, y aunque “no tenemos albergue, contamos con cuatro o cinco hoteles privados”.

Comentarios