Sábado, 03 de Diciembre de 2016
El Tiempo

CAMARGO

El Ayuntamiento inicia los trámites para suspender de empleo y sueldo al jefe de Bomberos

El Consistorio considera que existe una “conducta obstructiva” de José Gómez Liaño, nombrado coordinador de la Agrupación de Protección Civil por el anterior alcalde, Diego Movellán.

El jefe de Bomberos de Camargo podría ser suspendido de empleo y sueldo durante seis meses
El jefe de Bomberos de Camargo podría ser suspendido de empleo y sueldo durante seis meses

Cuando el Ayuntamiento de Camargo dio luz verde a su nuevo Servicio de Extinción de Incendios lo hizo incorporando al cuerpo de Bomberos a los integrantes de la Agrupación de Protección Civil, que de este modo desaparecía. El jefe de esta agrupación, José Gómez Liaño, nombrado por el anterior regidor, Diego Movellán (PP), se puso al frente de los bomberos. Pero su permanencia en el cargo ha dado un giro al ser acusado por el Consistorio de “conducta obstructiva”, iniciándose además los trámites para suspenderle de empleo y sueldo durante seis meses.

En el documento presentado por el Ayuntamiento se destaca lo que consideran una “falta muy grave”, ya que la conducta de Liaño “tiende a impedir el funcionamiento de un servicio relacionado con la seguridad de las personas como el de Servicio de Extinción de Incendios, por lo que ciertamente procedería como propuesta de resolución la imposición del despido disciplinario", según publica El Diario Montañés. Con todo, el equipo de Gobierno municipal ha optado por buscar otras vías, de ahí la suspensión de seis meses.

En concreto, la conducta a la que hace referencia el expediente se refiere a que “tiene por finalidad demorar o impedir la puesta en marcha del funcionamiento del servicio, crear un ambiente de trabajo no adecuado o no atender de forma clara a las obligaciones de su puesto de trabajo". Asimismo, explica los problemas y desencuentros con Gómez Liaño para poder poner en marcha la atención a las emergencias en Camargo.

Por otro lado, el Ayuntamiento también le acusa de “crear un mal clima laboral derivado de la falta de objetividad en su conducta", además de realizar comentarios al resto del personal "manifestando que el servicio no se pondría en funcionamiento o animando a presentar reclamaciones". A esto se sumarían otros hechos como falta de comunicación con el concejal de Servicios Municipales, Ángel Gutiérrez, o diversos incumplimientos, llegando incluso a faltar a su puesto de trabajo.

Comentarios