Domingo, 26 de Febrero de 2017
El Tiempo

La gaviota cántabra muda las plumas

En un panorama de cinco partidos en el Hemiciclo de San Rafael es ya imposible gobernar sin pactar. Y Diego no fue a clase el día que conjugaron ese verbo.

El resplandor

De bueno a tonto sólo hay un paso y, sin duda, ya lo hemos dado hace tiempo.

Corrupción: otra de vino al porrón

No hay mayor indeseable, peor repugnante que aquél que se pega las fiestas con el dinero robado a sus vecinos. Y no se dejen engañar por la vieja y manida frase de que ‘el que no roba es porque no puede’.

Calambrazo en la factura

El ‘voltiazo’ (de voltio) ya está aquí. Las eléctricas no le devuelven nada al cliente cuando les va de lujo. Ningún tanto por ciento, que sí le repercutirán, para que pague más si Eolo toma vacaciones o los ríos fluyen hacia arriba.

Dame todo el power

La Revolución vendrá de las alcantarillas o no vendrá.

Nothing else matters

Usted, pequeño Lucifer Morningstar, extrajo cuantas vísceras anheló con esas largas uñas como cuchillos, trizó esperanzas y amorató faces al alba. Créame si le digo que no hay vianda sobre la mesa que pueda redimir sus fechorías, atajar sus tropelías, blanquear sus felonías.

Me cago en el contrato

Nada parece tener un coste en esta España de castañuela que se apresta a celebrar la Navidad y el Año Nuevo con polvorones rancios y cava sin gas. ¡No pasa nada! Celebren, gocen, forniquen: van a subir el salario mínimo a un nivel irrisorio.

Chungo cubalibre

Lo cierto es que, a tenor de estos sesudos razonamientos, el fisco tiene muchas otras posibilidades para hacernos más insoportable la vida y no las agota todas. De modo que debemos estar agradecidos de que el ‘impuestazo’ se quede en los alcoholes y los refrescos.

Filtraçao: samba de tuercebotas

Cantabria no va a ninguna parte sin seriedad, no será nadie si la vulneración de lo básico se considera como un daño colateral a la espera de que escampe y el común de a pie vuelva a olvidar. La memoria tiende a resetearse cada vez que aparece algo nuevo en que fijar la atención.

Coge el tren de las tres y diez

Relanzar los expedientes de cualquier obra paralizada es muy costoso, pero ha sido llegar el exalcalde santanderino a Fomento y ya está previsto el desdoblamiento de vía del primer tramo, entre Santander y Torrelavega.

No hay un Revilla para relevar a Revilla

El carisma del de Polaciones, su manera de ser, la franqueza y su cintura política no son comunes de hallar en un pack. Por eso, supongo, Revilla sigue compareciendo en las autonómicas cada cuatro años como un reloj.

Gema

Gema tiene gema: una piedra preciosa en Fomento que hará lo posible para que salgan adelante los grandes planes que necesitan Santander y Cantabria (estaciones, frente marítimo, puerto, aeropuerto, tren,  La Remonta…).

El PSOE ante su logaritmo

El PSC, partido asociado al PSOE, pero distinto en la identidad jurídica, lo puede decir más alto pero no más claro: sus diputados votarán ‘no’ a Rajoy aunque la propuesta del PP venga envuelta en una fina capa de azúcar moreno.

Tu espalda es un tablao

Elevará usted los párpados, aunque deba sujetarlos con dos grapas, y verá los titulares de la jornada: corrupción, crimen y castigo. Y entonces buscará las caras de una pirámide tan poliédrica que apenas acertará a saber por dónde le vienen los guantazos.

Feijóo calidade

Frente a los pasos de flan de la dirección nacional, el presidente gallego ha sabido conectar con sectores de la sociedad que estaban lejos de su política y ha presentado unos números aceptables. Las encuestas le dieron la absoluta y esta vez acertaron.

Un escaño me hace daño

El escaño de Rita le hace daño al PP. Y mucho. Quizá por eso Feijóo haya soltado la frase más llamativa de la campaña gallega: “A estas alturas no voy a defender las siglas de un partido, sino a Galicia…”.

Un chorizo en tu ascensor

Si tengo que comer bocata español, de tortilla de patatas o de ese chorizo que tanta hambre quitó en la posguerra y que tantas meriendas nutrió entre pan y pan para hacer más llevaderas las tardes de millones de niños. Lo peor es que una manada de indeseables se haya apropiado del término para evidenciar lo peor de la condición humana al grito de “el chorizo no es dañino si se cuece en vino fino”.

Y en la urna una ración de langostinos

La política en este país es un chiste de Eugenio, una película de Jim Carrey, un penalti que acaba en el banderín de córner. Casi todo es mentira, menos la pasta que van a apercollarse los ‘mesiés’ y las damas de las Cortes incluso con una nueva legislatura fallida.

Vitamina C’s para el PP

El caso es que Albert ha cogido el frío sapo por la barriga y ha colocado en su lugar un bombín de boda que a Rajoy le sienta mejor que una buena ración de gambas.