Sábado, 24 de Febrero de 2018
El Tiempo

El Bujardu

Aluegu el ser humanu puso mas medios a caa güelta pa apradiá-l tarrentoriu, dejando en muchos sitios los árbulis justos pal nial del Bujardu y dellos posaorios prupicios. Y viría allegar a las ratas tres de los humanos; siguru que aquel día consoló.

Hiroshima está undiquiera

Las primeras bombas lo estrobaban too ello. Col tiempu juerin amijorando y los güenos tiremos una bomba muirnísima n'Hiroshima y Nagasaki, dándoli una upurtunidá a aquella genti de pasar a la Hestoria, al simen de la que Roma li dio a Cantabria.

“Piedra que rua no cría mugu”

Los llamatos del mapa y del catastru hablaban cumu turistas relambíos, y los lugaris que cunucimos no eran ya los mesmos. Jasta las palabras colas que las cosas del mundu tomarin llamatu, aquellas colas que mos bían enseñau en casa dierin en estar feas. Éramos feos con ellas, cumu un moriu con mugu.