Sábado, 21 de Abril de 2018
El Tiempo

El viajero

Lección práctica de micro economía.

Esta es la historia de un viajero que, al anochecer, conducía bajo una intensa lluvia con la intención de llegar a la ciudad. De forma progresiva las condiciones meteorológicas fueron empeorando, la lluvia se convirtió en granizo y los cielos se iluminaron con relámpagos. En ese momento entraba en un pequeño pueblo, por lo que el viajero decidió pasar allí la noche. En la plaza encontró un pequeño hotel donde pidió habitación. Pagó el precio, 50 €, por adelantado y subió a instalarse. En ese momento el dueño del hotel entregó los 50 € a su mujer y le indicó que se acercase a la carnicería para pagar las chuletas que habían comprado esa misma mañana. La carnicera cobró 48 € por la carne y aceptó la propina de 2. De forma casi inmediata, y con los 50 € en la mano, la carnicera cruzó hasta la mercería para pagar unas lanas que había dejado a cuenta. El importe eran 49 €, rechazó la vuelta.

El dueño de la mercería vio que era el momento de pagar el pedido que había dejado pendiente en el pequeño súper de la esquina. El montante era de 47,5 €, que pagó con el billete de 50 € olvidándose recoger el cambio. La gerente del súper puso el cartel de “Ahora vuelvo” y se acercó hasta el hotel para saldar el pago de una habitación que habían utilizado esa misma semana dos familiares. En la recepción del hotel encontró a Pedro, el propietario, al que abonó el importe de 50 €. Justo en ese momento, el viajero descendía por la escalera. Había dejado de llover y le indicó a Pedro su deseo de reemprender camino. Con una sonrisa Pedro contestó que “no había problema” y le devolvió sus 50 €.