Miércoles 19.12.2018
racismo

Barcelona retirará la estatua del 'negrero' Marqués de Comillas por esclavista

El Ayuntamiento de Barcelona ha recordado que Antonio López se lucró con el tráfico de esclavos incluso después de que fuera prohibido, y que Barcelona "no puede homenajear a una persona de estas características y tan directamente vinculada al esclavismo en el centro de la ciudad". 

Estatua del Marqués de Comillas en Barcelona | Wikipedia
Estatua del Marqués de Comillas en Barcelona | Wikipedia

El Ayuntamiento de Barcelona retirará la estatua de Antonio López, Marqués de Santillana, de la plaza del mismo nombre el próximo domingo, 4 de marzo, con una fiesta ciudadana organizada por el consistorio con la colaboración de Els Comediants, con actividades infantiles y un espectáculo ideado y dirigido por Joan Font, Piti Español, Toni Español y Sergi Galera.

Así lo ha anunciado este viernes el teniente de alcalde de la ciudad condal, Gerard Pisarello, quien en declaraciones a los medios con la concejal Gala Pin, ha recordado que López se lucró con el tráfico de esclavos incluso después de que fuera prohibido, y ha defendido que una ciudad que quiere ser conocida como innovadora y de refugio "no puede homenajear a una persona de estas características y tan directamente vinculada al esclavismo en el centro de la ciudad". 

En la plaza se inaugurarán dos atriles informativos, uno sobre los disturbios del siglo XIX en la ciudad para acabar con el absolutismo conocidos como Bullangues, y otro sobre la historia de la plaza: "Recordará la figura que había y lo que ha supuesto para el esclavismo, para que la retirada de la estatua no suponga perder la memoria de este espacio", ha dicho Pin. 

La estatua de que se retirará es una réplica de la original, destruida en 1936

Asimismo, los ediles han recordado que se ha abierto un proceso ciudadano para escoger un nuevo nombre para la plaza. En este sentido, Tanquem els CIE y la productora Metromuster están recogiendo firmas a favor del nombre de Idrissa Diallo --joven que murió en el Centro de Internamiento de Extranjeros (CIE) de la Zona Franca-- para que se pregunte en la 'multiconsulta', por lo que el Ayuntamiento frenó su iniciativa de cambiar el nombre por el de plaza Bullangues. 

La estatua de que se retirará es una réplica de la original, destruida en 1936 durante los primeros días de la Guerra Civil por el rechazo que producía este personaje debido a su pasado esclavista en Cuba. Por esta razón, también se le conoce como El Negro Domingo.

Tras la muerte del Marqués de Comillas en 1883 el Ayuntamiento de Barcelona encargó al escultor catalán Venanci Vallmitjana i Barbany la realización de un monumento para recordar a Antonio López, quien vivió en la ciudad condal gran parte de su vida tras volver de Cuba. Además, varios de los artitas más prestigiosos de la época, como Rossend Nobas, Joan Roig i Solé, Francesc Pagès i Serratosa y Lluís Puiggener, participaron en este proyecto.

En 1944, el escultor Frederic Marès realizó una copia de piedra, que será la que se retire el próximo día 4 y que será trasladada al almacén del Centro de Colecciones del Museu d'Història de Barcelona (Muhba), donde también se encuentra la figura ecuestre de Franco.

MARQUÉS DE COMILLAS

Antonio López y López de Lamadrid, nacido en Comillas en 1817, fue un empresario y banquero español al que Alfonso XII otorgó el título de Marqués de Comillas en 1878.

Con apenas 14 años emigró a Cuba, donde amasó una gran fortuna traficando con esclavos negros del país, tal y como afirmó su cuñado en el libro La verdadera vida de Antonio López y López, en el que se describía al Marqués como una persona cruel y despiadada para el que todos los medios eran lícitos con tal de conseguir beneficios.

Además, durante su estancia en la isla, fundó junto a otros socios la sociedad Valdés y López, que posteriormente pasó a llamarse Antonio López y Hermano, cuya actividad principal consistía en el comercio del tabaco y la navegación marítima, además del mencionado tráfico de personas.

Varios años después, regresó a España y se instaló en Barcelona, donde terminó su gran proyecto empresarial y creó una gran empresa naviera dedicada a la explotación de buques de vapor. En 1856 creó la sociedad naviera Antonio López y Compañía.