sábado 18.01.2020
Sanidad

Colegio de médicos e Igualatorio Cantabria formarán médicos saharauis

Las dos instituciones establecen una colaboración para el programa de formación de Profesionales Médicos Saharauis y supervisar el periodo formativo.

Los sanitarios acogidos a este programa realizarán prácticas en la Clínica Mompía
Los sanitarios acogidos a este programa realizarán prácticas en la Clínica Mompía

El Colegio de Médicos de Cantabria e Igualatorio Cantabria han firmado un convenio de colaboración para llevar a cabo un programa de formación continuada dirigido a profesionales sanitarios de países en desarrollo. 

En concreto, el convenio, firmado por los presidentes del Colegio de Médicos de Cantabria, Tomás Cobo, y del Igualatorio, Luis Tomás Gómez, establece una colaboración entre ambas instituciones para el programa de formación de Profesionales Médicos Saharauis de la Fundación para la Cooperación de los Colegios de Médicos de España, (FCCME), dependiente de la Organización Médica Colegial (OMC).

A través de este convenio, el Colegio y el Igualatorio se comprometen a coordinar y dirigir la formación de postgrado de médicos saharauis dentro del programa de la FCCME, ha informado el Colegio en un comunicado.

Asimismo, el Colegio de Médicos se responsabilizará de acreditar la titulación del médico saharaui y, tanto la institución colegial como el Igualatorio, establecerán el programa de formación y coordinarán la rotación por el servicio o servicios que contemple dicho programa.

Los profesionales sanitarios acogidos a este programa realizarán prácticas en la Clínica Mompía.

En este sentido, ambas partes designarán un tutor que será el encargado del período formativo del médico saharaui, por lo que éste estará siempre y en todo lugar supervisado por un médico colegiado durante el periodo formativo.

Según el presidente del Colegio de Médicos, este convenio es un "paso más" con el que el colectivo que preside "trata de dar a la formación continuada para los profesionales sanitarios en países en desarrollo, es decir, el acceso a una formación, que para ellos está difícil de conseguir".

Por su parte, el presidente de Igualatorio, Luis Tomás Gómez, manifestó que esta iniciativa es "una oportunidad" que permite a los médicos saharauis completar su formación y actualizar conocimientos en hospitales españoles, como Clínica Mompía.

Asimismo, señaló que "es responsabilidad de todos estar allí donde el enfermo necesite, y qué mejor manera de colaborar que con el fomento de la formación de los profesionales sanitarios".
 

Comentarios