Sábado 15.12.2018
TRIBUNALES

La denuncia de la Fiscalía sobre los contratos del SCS recae en el Juzgado de Instrucción nº 5 de Santander

La investigación de la Fiscalía señala a Julián Pérez Gil, Francisco Javier Gónzález, Alejandro Rojo y Alvaro Sáenz de Viteri.

Sede del Servicio Cántabro de Salud
Sede del Servicio Cántabro de Salud

La denuncia de la Fiscalía de Cantabria sobre las presuntas irregularidades en contratos del SCS (Servicio Cántabro de Salud) ha recaído en el Juzgado de Instrucción nº 5 de Santander, que ya ha abierto diligencias previas. La investigación de la Fiscalía, abierta a raíz de sendas denuncias del PP e IU, señala al exgerente del SCS, Julián Pérez Gil, y al exdirector de Gestión Económica, Francisco Javier Gónzález, –que presentaron su dimisión a finales de mayo–, así como al gerente de Atención Primaria, Alejandro Rojo, y al asesor externo Alvaro Sáenz de Viteri, según consta en una notificación de la Fiscalía con fecha de hoy jueves, a la que ha tenido acceso Europa Press. El asunto entró ayer miércoles en el Juzgado de Instrucción nº 5, y ahora su titular, la magistrada Mercedes Compostizo, tiene que revisar la documentación, que ocupa ya "varios tomos", antes de acordar cualquier diligencia, han informado fuentes judiciales a esta agencia.

La Fiscalía notificó el pasado lunes 26 de noviembre a IU y al PP la remisión de sus diligencias, con la correspondiente denuncia, al juzgado decano de Santander para su reparto al juzgado de instrucción de turno, a fin de que se proceda a la apertura de diligencias "tendentes a la averiguación de los hechos y presuntos responsables". En sus denuncias, PP e IU alertaban de indicios de presuntos delitos de prevaricación administrativa, malversación de caudales públicos, tráfico de influencias, falsedad documental y usurpación de funciones, tipificados todos ellos en el Código Penal, por presuntas adjudicaciones irregulares de contratos en la sanidad cántabra, algunas de ellas a "empresas relacionadas entre sí y vinculadas a políticos socialistas". Ambos partidos presentaron sus denuncias a principios de mayo, poco después de que se hiciera público el correo electrónico que la jefa de Contratación del SCS, Inmaculada Rodríguez, remitió a la consejera de Sanidad, Luisa Real, meses antes, en concreto el 8 de febrero, denunciando irregularidades en su departamento. El caso provocó la dimisión del gerente del SCS, Julián Pérez Gil, y el subdirector de Gestión Económica e Infraestructuras, Francisco Javier González.

Comentarios