viernes 23.08.2019
VIVIENDA

Suspendido hasta el 21 de mayo el desahucio de una familia de Astillero previsto para el lunes

Stop Desahucios ha advertido de que van a llevarse a cabo "muchos más desahucios"
Stop Desahucios ha advertido de que van a llevarse a cabo "muchos más desahucios"

El juzgado ha suspendido hasta el 21 de mayo el desahucio previsto para el próximo lunes, 15 de abril, a una familia de Astillero, según ha anunciado la plataforma Stop Desahucios. La familia afectada por el desahucio, promovido por la sociedad Las Peñicas, vinculada a Liberbank, es un matrimonio con varios hijos ya emancipados y con una hija a su cargo de 20 años que, según Stop Desahucios, padece una una encefalomiopatía que le produce una discapacidad mental y física severa, lo cual -dice la plataforma- obliga a esta familia a "tener unos gastos extras considerables".

Según informó Stop Desahucios hace unas semanas, esta familia sufrió una ejecución hipotecaria y entregó su vivienda en dación en pago, llegando a un acuerdo de alquiler social de tres años con Beyos y Ponga, filial también de Liberbank. Finalmente, la sociedad Las Peñicas, que adquirió el inmueble posteriormente, demandó a la familia por un importe de 415 euros.

Stop Desahucios denunció que el fondo Las Peñicas "es la entidad que está promoviendo más cantidad de desahucios en Cantabria"

Stop Desahucios denunció que el fondo Las Peñicas "es la entidad que está promoviendo más cantidad de desahucios en Cantabria". Respecto a este desahucio en concreto, la plataforma presentó hace varias semanas ante el Juzgado de Primera Instancia Número 5 de Santander un escrito solicitando la suspensión del lanzamiento.

Según Stop Desahucios, en este escrito se basó la petición de suspensión en "cuestiones particulares" de la familia, como la situación económica y la discapacidad severa de su hija, pero sobre todo de la aplicación del reciente Real Decreto-ley 7/2019, de 1 de marzo, de medidas urgentes en materia de vivienda y alquiler. La plataforma ha señalado que dicha normativa, que reforma la Ley de Enjuiciamiento Civil, obliga a suspender los desahucios una vez recibidos los informes sobre la situación de vulnerabilidad social y económica de los afectados por parte de los servicios sociales competentes.

En los próximos días, la familia y la plataforma se pondrán en contacto con los servicios sociales de Astillero y con el juzgado para solicitar una ampliación del plazo de suspensión. Stop Desahucios ha explicado que el de Astillero es el tercer desahucio promovido por dicho "fondo buitre": el primero, una familia de Santander, se paró en febrero; el siguiente, en Renedo, se suspendió hace pocas semanas, y ahora este se suspende por un mes.

La plataforma ha advertido de que van a llevarse a cabo "muchos más desahucios", pero ha garantizado que "tendrán una respuesta colectiva de la sociedad organizada cántabra".

Comentarios