domingo 31.05.2020
MEDIO AMBIENTE

Tezanos defiende en Madrid que la alternativa a Vuelta Ostrera debe garantizar la calidad de las aguas de Suances y Miengo

Estación Depuradora de Aguas Residuales de Vuelta Ostrera
Estación Depuradora de Aguas Residuales de Vuelta Ostrera

La vicepresidenta de Cantabria y consejera de Medio Ambiente, Eva Díaz Tezanos, ha defendido este viernes en Madrid que la alternativa a la Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR) de Vuelta Ostrera debe ofrecer las mayores garantías para la calidad de las aguas de las playas de Suances y Miengo.

Así se lo ha transmitido Díaz Tezanos a la secretaria de Estado de Medio Ambiente, María García, durante la reunión que ambas han mantenido, y en la que la vicepresidenta regional ha mostrado su rechazo a algunas de las alternativas propuestas por el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (MAPAMA) para cumplir la sentencia de demolición que existe sobre la EDAR de Vuelta Ostrera desde 2005.

Según ha informado el Gobierno de Cantabria en nota de prensa, la vicepresidenta regional y consejera de Universidades e Investigación, Medio Ambiente y Política Social ha considerado que algunas de las alternativas "mejor valoradas" por el MAPAMA y que han sido publicadas en el Boletín Oficial del Estado (BOE), en referencia a Duález-Riaño y El Borroñal de Hinojedo, no son, a su juicio, "las mejores" porque "en unos casos están muy cerca de poblaciones y en otros casos estamos hablando de terrenos con un alto valor agrológico".

Tezanos ha avanzado que la semana que viene su departamento va a presentar un estudio de alegaciones a las alternativas del Ministerio

Tezanos ha avanzado que la semana que viene su departamento va a presentar un estudio de alegaciones a las alternativas del Ministerio que se encuentran en fase de información pública y en el que plasmará los criterios para encontrar la "mejor" solución desde el punto de vista medioambiental y económico. "La mejor alternativa es aquella que garantice la calidad de las aguas de las playas de Miengo y de Suances, que esté alejada de núcleos de población, cuenta con un emisario submarino y en la que primen espacios degradados y no terrenos con alto valor agrológico", ha opinado.

La responsable de Medio Ambiente del Gobierno de Cantabria ha aprovechado el encuentro para reiterar la colaboración y cooperación que la Comunidad Autónoma va a seguir manteniendo, "como ya hemos hecho en numerosas ocasiones por carta", con el Estado para "intentar encontrar entre todos" la mejor alternativa posible.

Tras recordar que la solución final le corresponde al Ministerio como "promotor de la obra y máximo responsable de esta situación", Díaz Tezanos ha explicado que ambas administraciones se han emplazado a una nueva reunión para analizar con criterios más técnicos una situación en la que el Gobierno regional, ha insistido, "intentará colaborar en todo lo posible".

SUBFLUVIAL DE SANTOÑA

Díaz Tezanos y García también han abordado en su reunión la situación por la que atraviesa el subfluvial de Santoña, una obra que ha costado 23 millones de euros y que, según ha recordado la vicepresidenta regional, lleva paralizada desde hace casi 15 meses, causando molestias a los vecinos, afectando a la pesca del municipio y a los mariscadores y que, ha añadido, podría provocar complicaciones en la época estival.

Ante "la preocupación y el malestar" mostrado por la vicepresidenta regional, la secretaria de Estado le ha instado a una nueva reunión, después de haber recibido este mismo viernes un estudio que el Ministerio había encargado para encontrar una posible solución.

García ha precisado que una vez que se analice el estudio, se volverá a reunir con Díaz Tezanos para definir la hoja de ruta a seguir para reactivar una obra que la vicepresidenta regional ha calificado de "importante".

"Esperemos que se inicie una vía de colaboración e información permanente con el Ministerio que hasta ahora no ha habido", ha confiado Díaz Tezanos en referencia tanto a la situación de Vuelta Ostrera como al más de un año que lleva el Gobierno de Cantabria sin recibir noticias sobre el estado del subfluvial de Santoña.

En la reunión también han estado presentes, por parte del Gobierno de Cantabria, el director general de Medio Ambiente, Miguel Ángel Palacio; el jefe de sección de Impacto Ambiental, Ricardo González; el jefe del servicio de Impacto y Autorizaciones Ambientales, Ángel de Miguel, y la técnico ambiental Elena Sainz.

Por parte del Ministerio han asistido, además de la secretaria de Estado, la directora general del Agua, Liana Ardiles; el subdirector general de Infraestructuras y Tecnología, Daniel Sanz, y el director de gabinete de la secretaria de Estado de Medio Ambiente, José Miguel Muñoz.

ECOLOGISTAS

Por otro lado, Ecologistas en Acción ha registrado 12 alegaciones al estudio de Impacto Ambiental para la ubicación de la nueva Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR) de Vuelta Ostrera, para la que, en su opinión, "solo hay una ubicación viable", que es la Isla de Solvay, también conocida como Isla Monti.

Tras analizar todos los emplazamientos para la nueva depuradora que plantea el informe elaborado por la consultora SAITEC por encargo del Ministerio de Agricultura, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, EA considera que la única ubicación viable es la Isla de Solvay.

Para ello, ha tenido en cuenta la "grave situación" de contaminación que padece la ría de San Martín, la más grande y la más contaminada de Cantabria; la única de las grandes rías que aún no tiene una figura de protección. Por ese motivo los ecologistas han venido requiriendo a las autoridades regionales el inicio urgente de un Plan de Regeneración para este espacio.

La ubicación de la nueva depuradora no puede agravar aún más esta situación, han sostenido los ecologistas

Con esta problemática, la ubicación de la nueva depuradora no puede agravar aún más esta situación, sino que tiene que servir para comenzar a revertir este deterioro de la ría, han sostenido los ecologistas.

Teniendo en cuenta lo anterior, EA ha optado por la ubicación de la EDAR en la Isla Solvay por tener suelos degradados formados por residuos industriales que deben se retirados; por ser un lugar alejado de los núcleos vecinales, con una cuenca visual reducida; y por ser una zona cercana a la actual EDAR, para rentabilizar las infraestructuras existentes, estando a poco más de un kilómetro de la A-67, evitando molestias con el trasiego de camiones para la construcción y la retirada de lodos, como ocurrirá en otras alternativas.

También han tenido en cuenta que la 'huella de carbono' de esta ubicación es baja en la fase de explotación; que no tiene afección a acuíferos y con una reducida superficie de servidumbre de colectores.

Esta ubicación debe utilizar la tecnología de fitodepuración, mediante procedimiento complementario tratando los efluentes procedentes de la depuradora antes de su vertido a ría, reduciendo de forma sinérgica los niveles de contaminación de la masa de agua del estuario.

EA descarta la construcción de un emisario por ser una alternativa "cara, contaminante para el medio marino, con posible afección a las playas y no sostenible en la fase de explotación".

Sí ve necesario, una vez instalada la EDAR, la completa regeneración paisajística del área circundante que actualmente es un vertedero de residuos industriales lleno de plumeros.

También contempla otras propuestas complementarias como la integración ferroviaria para el traslado de lodos ante la proximidad del trazado viario, así como la instalación de energías renovables en la nueva EDAR para su autonomía energética y autoconsumo sostenible.

Por todo ello Ecologistas considera que esta ubicación, la Isla de Solvay o Isla Monti, con las dotaciones propuestas, es la más adecuada y que además contribuirá a mejorar el deteriorado espacio de la Ría de San Martín de la Arena.