jueves 22.08.2019
CICLISMO

Un millar de ciclistas participan este sábado en la última prueba de Los 10.000 del Soplao

Una imagen de Los 10.000 del Soplao
Una imagen de Los 10.000 del Soplao

Más de mil corredores participarán este sábado, 1 de junio, en la prueba ciclista por carretera Los 10.000 del Soplao, con la que finaliza la edición de 2018 del conocido como El infierno cántabro. Según ha informado la organización, hoy se ha cerrado la inscripción con más de un millar de deportistas apuntados para realizar uno de los tres recorridos posibles, que combinan mar y montaña. La jornada estará marcada por el buen tiempo –sol, cielo despejado y altas temperaturas–, a diferencia de lo que sucedió con las disciplinas previas, disputadas hace quince días y que estuvieron marcadas por el frío y la lluvia. La modalidad ciclista discurrirá por trazados junto al mar Cantábrico en los kilómetros iniciales de la misma, para adentrarse después en el corazón de Cantabria y atravesar cuatro de sus valles: Nansa, Polaciones, Liébana y Cabuérniga. Ante la previsión de calor, la organización reforzará los diez avituallamientos que habrá a lo largo del recorrido, con "abundante líquido" y bebidas frías a disposición de los deportistas.

La salida, como es tradición en la prueba, tendrá lugar a las ocho de la mañana en Cabezón de la Sal bajo los acordes del Thunderstrack de AC/DC. Después, los corredores podrán elegir entre tres opciones: la modalidad cicloturista (121 kilómetros), clásica (231 kilómetros) –con las ascensiones a la Cueva del Soplao, Puerto de Piedrasluengas, Collado de Ozalba, Collado de Hoz y Collada de Carmona– y gran fondo, para los amantes de la resistencia (354 kilómetros), en la que tras superar las cinco ascensiones citadas, tendrán que sumar los altos de La Verga, Los Picones y San Glorio. Por segundo año, el recorrido de la prueba ciclista por carretera de Los 10.000 del Soplao saldrá del territorio cántabro para adentrarse en las localidades palentinas de Cervera de Pisuerga, Vañes y Ventanilla, así como las leonesas de Siero de la Reina y Llanaves.

Comentarios