jueves 13/8/20
EDUCACIÓN

El próximo curso necesitaría 400 profesores más y 350 aulas por el coronavirus, según CCOO

Mascarillas y gel desinfectante en la mesa del profesor de un aula
Mascarillas y gel desinfectante en la mesa del profesor de un aula

La Federación de Enseñanza de CCOO en Cantabria cree que el próximo curso escolar se necesitarían unos 400 profesores más como consecuencia de las medidas para afrontar la crisis sanitaria del coronavirus, al tiempo que he pedido negociar en esta comunidad "una Educación con mayúsculas" en vez de "low cost". Así, ha reclamado a las administraciones públicas, y muy especialmente a las educativas, un "compromiso real" que exige una gran inversión y no unas medidas 'low cost' para afrontar el curso escolar 2020-2021 con garantías de seguridad para docentes, alumnado, familias y trabajadores de la educación en general.

Para ello, ha presentado a la consejera de Educación, Marina Lombó, el Plan de Contingencia del nuevo curso escolar 2020-2021, una batería de propuestas centradas en cuatro ejes fundamentales: financiación, plantillas docentes y otros profesionales, digitalización y apoyo a las familias con becas y medidas de conciliación, que hoy han dado a conocer en rueda de prensa la secretaria general de la Federación de Enseñanza de CCOO en Cantabria, Conchi Sánchez, y la secretaria de organización de la Federación de Enseñanza de CCOO en Cantabria.

Para CCOO, la educación debe estar "en el centro de la política" del Gobierno de Cantabria y ser un "compromiso real" de la Administración

Ambas han instado a la Consejería de Educación a trabajar de forma urgente sobre un ambicioso plan de vuelta a las aulas, donde participen las instituciones y los agentes sociales -Mesa del Diálogo Social, Mesa Sectorial, Consejo Escolar de Cantabria, Consejos Escolares Municipales, etcétera-, para aportar propuestas para el retorno en septiembre porque"la educación es cosa de todos", ha subrayado Sánchez, que aboga por "situar la educación de Cantabria en el centro de las políticas del Gobierno regional y en el debate de la opinión pública". En este sentido, Sánchez ha destacado que, "a diferencia de otros sindicatos", CCOO "sí tiene un diseño del sistema educativo", cuya piedra angular son los alumnos y los docentes, lo que se traduce en la relevancia que da a las plantillas.

Comisiones Obreras estima en un mínimo de unos 400 docentes adicionales los necesarios el próximo curso escolar para atender las alrededor de 350 nuevas aulas que deberán habilitarse en Cantabria para mantener el principio aceptado por la Consejería de Educación de 20 alumnos por unidad. Pero al sindicato no solo le preocupa el número de docentes sino el perfil profesional de los mismos, lo que, ha subrayado Sánchez, ha puesto de relieve en todas las reuniones telemáticas con la Consejería de Educación; reuniones que el sindicato no considera "negociación".

CCOO aboga por ir más allá del sistema de Inspección de dividir alumnos entre docentes y horas. "Creemos que en cada centro, en función de su contexto y de sus necesidades, se debería reforzar las plantillas en función de los perfiles profesionales necesarios", ha defendido. En este sentido, ha afirmado que los docentes se enfrentarán el próximo curso a una situación "muy difícil" porque son "la primera y única medida social que va a tener el alumnado para paliar sus necesidades educativas y emocionales".

Por ello, el sindicato apuesta por reforzar los perfiles vinculados a la atención a la diversidad, es decir, considera "prioritaria" la contratación de profesores de Audición y Lenguaje, Pedagogía Terapéutica y de servicios a la comunidad. "No solo pedimos números sino un diseño en base al modelo educativo" del sindicato, que defiende "la Educación con mayúsculas", es decir, "no solo cifras". Se trata, ha dicho Sánchez, de "que dejemos de negociar al menudeo y vayamos a lo importante".

Para CCOO, la educación debe estar "en el centro de la política" del Gobierno de Cantabria y ser un "compromiso real" de la Administración, que debe reunir todo los foros de negociación.

PLAN DE CONTINGENCIA

El sindicato plantea un Plan de Contingencia del nuevo curso escolar 2020-2021 con diferentes propuestas enmarcadas en los ámbitos de financiación, plantillas docentes, digitalización y apoyo a las familias a través de ayudas a la conciliación. Dentro de la financiación, CCOO estima que de los 2.000 millones que el Gobierno central pondrá a disposición de la Educación "llegarán" a Cantabria entre 18 y 20, una cantidad "absolutamente insuficiente" para hacer frente a la necesidad de 400 nuevos profesores, por lo que ha instado al Ejecutivo regional a trabajar en este sentido.

"Es evidente que si se aumentan las unidades se debe de incrementar también el número de docentes y sólo en Primaria de plantilla jurídica tenemos actualmente 2.483, a lo que hay que sumar el cupo, que suelen suponer otras 300 o 400 contrataciones, más las 400 extraordinarias. Es evidente que si sólo llegan a Cantabria 20 millones de euros es imposible hacer frente a las necesidades. Estaríamos hablando de parches mal puestos y habría que renunciar a otras cuestiones fundamentales como la formación del profesorado, la digitalización y las becas", ha subrayado Sánchez.

Por otra parte, CCOO también pide que este curso, de manera "excepcional", se concedan todas las comisiones de servicio solicitadas por los funcionarios de carrera. Además, como en su opinión "lo más urgente" del próximo año lectivo es recuperar "lo emocional y lo académico", apuesta por el diseño de plantillas con profesionales de coordinación educativa, Audición y Lenguaje y Pedagogía Terapéutica; y el impulso a la formación de los docentes, especialmente en competencias digitales de cara a poder dar respuesta a futuras emergencias sanitarias,, tras descender de 141 euros al año el gasto destinado a formación del profesorado en 2009 a 43 euros en 2018. "Es inasumible e inviable; no queremos una escuela low cost", ha subrayado Sánchez.

CCOO defiende igualmente una reorganización de los centros y una "reducción" de las horas lectivas del profesorado, fundamentalmente en Primaria, actualmente con 24 horas semanales. Tras el "esfuerzo sobrehumano" realizado por los profesores en materia digital durante la crisis del coronavirus, el sindicato reclama conexión de Internet de alta calidad para los centros, la creación de una plataforma con recursos educativos, y una tablet para todos los docentes y alumnos.

Para apoyar a las familias y al alumnado, para el sindicato es necesario poner en marcha, desde el inicio del curso, programas de refuerzo, apoyo educativo y acompañamiento personalizado tanto en horario escolar como extraescolar y refuerzo del PROA y similares, así como la puesta en marcha de un programa de ayudas y becas para la adquisición de material escolar. Por último, para Sánchez, hay que considerar medidas de conciliación como adaptaciones de la jornada laboral, incentivos a las empresas que faciliten esas adaptaciones y un paquete de ayudas económicas para favorecer las políticas de conciliación, también para el profesorado.

Todas estas y otras medidas recogidas en el Plan de Contingencia de CCOO nacen de la necesidad de "reforzar la enseñanza pública" como instrumento de "igualdad y equidad", para lo que es necesaria la coordinación entre el Ministerio de Educación y las comunidades autónomas, ha remarcado Gutiérrez.

Comentarios