Miércoles 27.03.2019
energía

El precio de la luz aumentó un 24% en los últimos seis meses

Facua calcula un incremento de 14,75 euros para el usuario medio, hasta superar los 74 euros de factura, por lo que reclama al Gobierno un rediseño de la política energética y el cumplimiento de la normativa para proteger a los usuarios vulnerables en el quinto país de la UE con la electricidad más cara.

El recibo está ya muy cerca de los 76,81 euros que alcanzó el pasado diciembre
El recibo está ya muy cerca de los 76,81 euros que alcanzó el pasado diciembre

En seis meses, la evolución al alza del precio de la luz ha sido del 24% y el recibo del usuario medio ha subido 14,75 euros con respecto a abril, cuando estaba en unos 60 euros. Así lo pone de manifiesto el análisis de Facua-Consumidores en Acción después de que en octubre la factura subiera por sexto mes consecutivo, situando el precio  mensual medio en 74,78 euros.

La subida de octubre se suma a las del 1,5% de septiembre, el 0,9% de agosto, el 1,6% de julio, el 9,6% de junio y el 0,8% de mayo, después de un comienzo de año en el que se produjeron sucesivas disminuciones en el recibo gracias al mayor peso que tuvieron las renovables.

La subida de octubre se suma a las del 1,5% de septiembre, el 0,9% de agosto, el 1,6% de julio, el 9,6% de junio y el 0,8% de mayo

El recibo está ya muy cerca de los 76,81 euros que alcanzó el pasado diciembre. Facua advierte además de que las bajadas que se produjeron en los cuatro primeros meses del año no compensaron en absoluto la gran subida que se produjo durante la legislatura 2012-2015, un 16% que representó 500 euros acumulados para el usuario medio.

Facua realiza sus estudios a partir de la tarifa PVPC aplicada en domicilios cuyos contadores aún no tienen la tarificación por horas. En ellos utiliza un perfil de usuario con una potencia contratada de 4,4 kW y un consumo mensual de 366 kWh mensuales, la media en España según un análisis de la asociación sobre varias decenas de miles de facturas de viviendas habitadas.

El recibo del usuario medio se situó en 74,78 euros en octubre, siempre en los casos de usuarios con contadores sin la tarificación por horas. En cuanto al precio de la energía consumida, el kWh supuso durante el mes pasado una media de 15,07 céntimos (11,85 más impuestos), un 36,5% más caro que seis meses atrás. FACUA recuerda que cuando se aplica un precio distinto cada hora, las tarifas suelen ser globalmente más elevadas, ya que en las horas de mayor consumo el kWh es más caro. En cuanto a la tarifa por la potencia contratada, se mantiene en 4,46 euros por kW al mes (3,50 más impuestos).

España fue el quinto país de la Unión Europea con el precio de la electricidad doméstica más cara en la segunda mitad de 2015

FACUA insiste en reclamar un cambio radical en el sistema tarifario, donde las elevadas tarifas son fruto de la especulación de las grandes eléctricas en el mercado mayorista. Además, la asociación denuncia que los últimos gobiernos no han garantizado el imperativo de proteger a los consumidores vulnerables, tal y como establece la normativa europea. 

En este sentido, FACUA reclama al nuevo Gobierno del PP que dialogue con el conjunto de partidos y con las organizaciones de defensa de los consumidores para rediseñar la política energética, que sólo viene beneficiando a las grandes compañías del sector.

España es el quinto país de la UE con la electricidad más cara

España fue el quinto país de la Unión Europea (UE) con el precio de la electricidad doméstica más cara en la segunda mitad de 2015, con 23,7 euros por cada 100 kilovatios por hora, según datos publicados por Eurostat.

España solo es superada por Dinamarca (30,4 euros), Alemania (29,5 euros), Irlanda (24,5 euros) e Italia (24,3 euros). La media europea de los precios de electricidad doméstica se situó en la segunda mitad de 2015 en 21,1 euros por cada 100 kilovatios por hora. Entre los Estados miembros, los precios variaron desde los 9 euros por cada 100 kilovatios por hora en Bulgaria hasta más de 30 euros en Dinamarca.

Si se miden los precios en relación con el estándar de poder adquisitivo (PPS) de los países, se puede observar que, con respecto al coste de otros bienes y servicios, los precios de electricidad doméstica más bajos se dieron en Finlandia (12,3 PPS por cada 100 kilovatios por hora), Suecia (14,6%) y Luxemburgo (14,7%). En el otro lado de la balanza se situaron Portugal (29,3%), Alemania (28,3%) y España y Rumanía (26,5%, ambos). 

 

Comentarios