miércoles 30/9/20
ERTE

Más de 8.000 cántabros siguen en ERTE en julio, la mitad que hace un mes

Foto: Pixabay
Foto: Pixabay

Un total de 8.075 personas están afectadas por expedientes de regulación de empleo (ERTE) en Cantabria en julio, casi la mitad que hace un mes, y de ellos 6.529 por causa de fuerza mayor (2.954 hombres y 3.575 mujeres), según se desprende de los datos publicados este martes por el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones.

A 31 de julio, en la región un total de 3.998 hombres estaban afectados por ERTE mientras que 4.077 cotizantes en esa situación eran mujeres. Los afectados por ERTE no por causa mayor sumaron 1.546 (1.044 hombres y 502 mujeres).

Según las cifras del Ministerio, a nivel nacional, y desde que arrancó mayo han salido de ERTE dos de cada tres personas. Sólo en julio 712.000 personas dejaron de estar en ERTE, lo que supone una salida media diaria de casi 23.000 trabajadores, y de ellos la mayoría (624.000) estaban en ERTE de fuerza mayor.

En términos relativos, el número de personas incluidas en ERTE se han reducido un 39% respecto al 30 de junio y un 67% frente al máximo, registrado el 30 de abril. Del total de afiliados a cierre de julio, 1,18 millones seguían en ERTE. De ellos, 932.609 se encontraban en situación de ERTE por fuerza mayor (-40% en comparación con junio). Además, de los 1,18 millones, 227.896 tenían una suspensión parcial, lo que supone algo más del 20% del total de trabajadores incluidos en expedientes temporales de empleo, "el porcentaje más alto desde que empezó la pandemia", según el Ministerio.

Por CC.AA., Cataluña (225.415), Madrid (224.798), Andalucía (133.475 y Canarias (114.117) son las regiones que más afectados por ERTE registran en julio. Geográficamente, la reducción de los trabajadores en ERTE ha sido heterogénea. En dos comunidades (Navarra y Cantabria), el número de ocupados en estos expedientes prácticamente se ha reducido a la mitad en el último mes, frente a las caídas de en torno al 30% de Canarias y Baleares. En el caso de Madrid, en julio se redujo en 111.000 personas las afectadas por ERTE, que se suman a las alrededor de 200.000 que salieron de su situación de suspensión en meses anteriores. Desde máximos, la reducción también es heterogénea. En Navarra y Murcia, más del 80 por ciento de los trabajadores que estaban en ERTE a 30 de abril, ya había salido de él a 31 de julio. En Baleares, la reducción es del 40 por ciento en ese mismo periodo, y en Canarias, del 50 por ciento respecto a máximos.

A finales de julio, los sectores donde hay más afiliados en un ERTE son Servicios de comidas y bebidas (205.358 afectados), Servicios de alojamiento (142.982) y Comercio al por menor, excepto de vehículos de motor y motocicletas (94.091).

Comentarios