jueves 13/8/20
LABORAL

Mayoría sindical para firmar el convenio "de transición" de Bridgestone

Fábrica de Bridgestone en Puente San Miguel
Fábrica de Bridgestone en Puente San Miguel

La mayoría del comité de empresa de Bridgestone, UGT y CCOO, se han puesto de acuerdo para firmar con la dirección el convenio "de transición" para este atípico 2020, marcado por la crisis del coronavirus.

El documento será una realidad en los próximos días, una vez se firme en las distintas plantas de la factoría, incluida la de Puente San Miguel en Cantabria, donde cuenta con más de 400 trabajadores.

La rúbrica se ha materializado este lunes en la factoría de Burgos y proseguirá este martes en Basauri (Bilbao), para plasmarse después en la industria cántabra, han informado a Europa Press fuentes del comité de esta última, que han detallado que se adherido a la propuesta ocho de los trece delegados sindicales (cuatro de UGT y otros tantos de CCOO).

El convenio "de transición" -al que las partes se están sumando de forma telemática por las restricciones del Covid- conlleva para el presente ejercicio un incremento salarial del 0,5 por ciento.

Se trata de una subida "pequeñita" pero orientada a "garantizar" el aumento del IPC de este año, pues se aplicaría la diferencia en el caso de que los precios se encarecieran más, ya que contempla una revisión al alza.

Además, da "tranquilidad" a los trabajadores de Bridgestone de cara al próximo convenio una vez finalizado el anterior, el 31 de diciembre de 2019, y que ya se estaba negociando.

Ahora, ese proceso se retomará en el punto donde se dejó cuando irrumpió la nueva enfermedad o se empezará de nuevo, a partir de este verano, con el objetivo de lograr una "estabilidad" para los empleados.

Cuando se retomen las negociaciones para el próximo convenio, el comité quiere abordar las jubilaciones previstas y otros asuntos pendientes que quedaron sobre la mesa.

Antes de la rúbrica, el documento han sido sometido a votación de los afiliados de los diferentes sindicatos hasta alcanzar los dos mayoritarios, CCOO y UGT -a los que en la planta cántabra se suman USO y BUB-, mayoría suficiente para que salga adelante. "El consenso existe, y la firma también existe", ha señalado las citadas fuentes.

La propuesta será aplicable con carácter retroactivo desde el pasado 1 de enero y hasta que acabe el presente ejercicio.

Comentarios