lunes 30/11/20
MEMORIA

El tanque ‘Santander’ liberó París de los nazis hace 76 años

Desfile por los Campos Elíseos tras la Liberación de París
Desfile por los Campos Elíseos tras la Liberación de París

El 25 de agosto de 1944 la ciudad de París dejaba de estar en manos de los nazis, que la habían invadido unos cuatro años antes, el 22 de junio de 1940, junto con la mitad de Francia. La liberación de la capital gala corrió a cargo de la División Leclerc, en la que se encontraba la 9ª Compañía española, comúnmente conocida como ‘La Nueve’ y formada por unos 150 republicanos españoles bajo mando francés. Fue de las primeras en entrar en las calles parisinas un día antes, el 24 de agosto. El primer blindado que llegó a la plaza del Ayuntamiento francés fue el ‘Guadalajara’, y a él se sumaron, entre otros, el tanque ‘Santander’, en el que se encontraban algunos cántabros.

En concreto, y según indica la periodista e investigadora Evelyn Mesquida en su libro sobre ‘La Nueve’, en ese blindado con el nombre de la capital cántabra se encontraba Faustino Solana, joven santanderino nacido en 1914 al que apodaban ‘Canica’ o ‘El Montañés’. Tras su participación en la Guerra Civil española, logró salir en un barco hacia Burdeos, y tras una trayectoria que le llevó por diferentes frentes bélicos, terminó en las tropas de la Francia Libre de Leclerc.

No es el único cántabro, aunque desde luego es el que menos controversia ha generado. Junto al tanque ‘Santander’ entraron en París otros blindados. Madrid, Jarama, Ebro, Teruel, Guernica, Belchite, Brunete y Don Quijote eran sus nombres. Y en el ‘Guernica’ se encontraba Lucas Gamons Portilla, a quien Mesquida situó inicialmente como andaluz. Otros autores, sin embargo, mencionan que su hermano, Eduardo Gamons Portilla, era natural de Arnuero, e incluso la propia Mesquida manifestó en 2014 que, tras la publicación de su libro, llegaron a su poder nuevos documentos que indicaban que Lucas era natural de Santander.

Entrada de un vehículo de La Nueve durante la Liberación de París

‘La Nueve’ entró en el centro de París por la Porte d’Italie a las 21:22 horas del 24 de agosto. Fue el ‘Ebro’ el que efectuó unos primeros disparos. Desde este momento, y hasta las 15:30 horas del día 25, los españoles esperaron la capitulación final, asaltando la Cámara de los Diputados, el Hotel Majestic y la Plaza de la Concordia.

Finalmente, la guarnición alemana de París se rindió, y los soldados españoles que participaron en la liberación fueron quienes recibieron como prisionero al general Dietrich von Choltitz, a cargo de la comandancia.

No fue hasta el día siguiente, el 26 de agosto, cuando las tropas aliadas entraron definitivamente en París, con desfiles frente a la Catedral de Notre Dame y escoltando al general Charles de Gaulle por los Campos Elíseos. Según varias investigaciones, los soldados españoles de la División Leclerc portaron en sus estandartes los colores de la Segunda República Española.

Comentarios