viernes 22.11.2019
URBANISMO

Denuncian el “tocomocho” que pretende la propietaria del castillo Ocharan en Castro Urdiales

Castillo y jardines de Ocharan
Castillo y jardines de Ocharan

“La propietaria del castillo Ocharan pretende un tocomocho de 11.000 metros cuadrados de parque céntrico, de notable interés paisajístico, por 30.000 metros cuadrados en la periferia más extrema, sin ningún acceso y alejado de la inmensa mayoría de la ciudadanía castreña y a nuestra alcaldesa le parece que todo es negociable”, ha denunciado hoy en un comunicado Podemos Castro Urdiales, que ha destacado que “en Arciseri, un lugar mucho más accesible y más plano, ya hay un terreno, totalmente descuidado y abandonado, más grande que el que ofrece la dueña de Canteras de Santullán” y que lo que necesitan los castreños es “un parque céntrico, al que pueda llegar la mayoría de la ciudadanía a pie”, no “un páramo en el extrarradio y disponemos de argumentos legales suficientes para disfrutarlo”.

“Y nuestra alcaldesa, en una asombrosa respuesta, ha contestado que todo es negociable”

Podemos ha explicado que el 13 de diciembre de 2016, “hace casi tres años” denunció públicamente en un comunicado “el incumplimiento del convenio suscrito entre Canteras de Santullán y el Ayuntamiento de Castro Urdiales en el año 2000” para que a cambio de “ampliar otros 25 años la destrucción de la peña de Santullán” y “doblar la edificabilidad en los terrenos circundantes al castillo de Ocharan”, el propietario de la cantera “cediera la propiedad de 11.000 metros cuadrados de los jardines del castillo al Ayuntamiento”. “La propuesta que hacía Podemos Castro Urdiales consistía en permutar esos 11.000 metros cuadrados de propiedad municipal, es decir de toda la ciudadanía castreña, por el jardín completo del palacio de Ocharan”, ha recordado la formación morada, que ha denunciado que tres años después de aquella propuesta “nada ha cambiado” y la propietaria del castillo Ocharan “acaba de realizar una propuesta que consiste en permutar nuestros 11.000 metros cuadrados por una parcela de 30.000 –situada en los alrededores de la cantera de Gabancho, en Resámano– con el argumento brillante de que allí se podrá construir una instalación educativa y aún sobrará terreno para un gran parque público, pero se le olvida mencionar que buena parte de ese terreno, o todo él, es un encinar protegido”. “Y nuestra alcaldesa, en una asombrosa respuesta, ha contestado que todo es negociable”, ha denunciado.

“Otros tres años perdidos”, ha insistido Podemos castro Urdiales, que ha denunciado que desde que se firmó el convenio “cinco alcaldes se han sentado en la silla principal del Salón de Plenos sin que ninguno de ellos haya movido un solo dedo para defender los intereses de la ciudadanía castreña en ese asunto” y ahora “la única parte que se ha beneficiado de aquel convenio se descuelga con una propuesta que más parece una burla y un escarnio para todo Castro”. “¿Es también negociable la dignidad de los castreños?”, se ha preguntado.

Comentarios