martes 4/8/20
POLÍTICA

Las elecciones autonómicas vascas se celebran en una fecha inusual con numerosos turistas en Cantabria

-Turistas de la zona Oriental se desplazarán a votar el domingo, mientras que otros seguirán disfrutando de las vacaciones

-Hay casos en que han decidido empadronarse en el municipio donde veranean y ya no acuden a las urnas en el País Vasco

Playa de Ris, Noja, en verano
Playa de Ris, Noja, en verano

El Covid-19 y la posterior declaración del Estado de alarma por el Gobierno central han provocado que las elecciones autonómicas vascas, previstas para el 5 de abril, se celebren este domingo, día 12 de julio.

Una fecha inusual, ya que supone que numerosas personas del País Vasco disfruten de sus vacaciones o el fin de semana fuera de su Comunidad.

Cantabria destaca por acoger un gran número de turistas durante julio y agosto, procedentes de Vizcaya, Vitoria y Guipúzcoa. Muchos de ellos cuentan con su casa en propiedad en municipios como Castro Urdiales, Laredo, Santoña, Noja o Isla (Arnuero), entre otros.

En Castro Urdiales, vive en la actualidad Francisco Chacón, natural de Moriles (Córdoba, 1953). Cuando tenía tres años, su padre emigró a Vizcaya “para buscar trabajo, lo encontró y trajo a toda la familia”, recuerda.

Francisco Chacón vive en Castro UrdialesFrancisco Chacón vive en Castro Urdiales

En Sestao, a 15 minutos de Castro Urdiales, ha vivido durante 44 años y el domingo ejercerá su derecho al voto en esta ciudad, algo que suele realizar en todas las elecciones. Para Francisco Chacón es importante participar ya que “es un derecho y hay que elegir a tus representantes”.

Alfredo Martínez, de 50 años de edad, lleva toda su vida pasando el verano en Santoña y desde hace años acude también con su familia los puentes y fines de semana.

Para Martínez “no hay políticos de raza que sepan pelear por la gente”

Natural de Vitoria, donde reside, Fredy, como le llaman los amigos, estará el fin de semana en su ciudad, ya que hasta agosto no visitará Santoña. No suele ir a votar de forma habitual cuando hay elecciones y el domingo tampoco lo hará. En su opinión “no hay políticos de raza que sepan pelear por la gente”.

davCasco urbano de Santoña

Desde hace dieciséis años, Raquel Santos Gine, de Basauri, y José María Tercero Romero, de Lemona, ambos de 57 años de edad, veranean en Santoña. Este matrimonio reside en Basauri, suelen venir dos fines de semana al mes y el domingo estarán en este municipio.

Conocieron la villa por una amistad y debido a que está cercana a Basauri, tiene costa y ambiente todo el año se decantaron por este pueblo como su destino de descanso y ocio.

Santoña terrazas 2Terraza de Santoña

Raquel y José María aseguran que no votan de forma regular y que tampoco acudirán a las urnas el 12 de julio.

A cinco kilómetros de Santoña se encuentra Argoños, donde reside Teodoro Arnal Quiroga, empadronado desde hace 18 años en este municipio.

De 73 años, este bilbaíno recalca que “siempre he ido a votar estando aquí o estando allí cuando vivía en Bilbao”. Sin embargo, este domingo no pasará por las urnas, ya que debido al empadronamiento en Cantabria ahora vota en esta Comunidad.

Y es que se da el caso de turistas del País Vasco u otras Comunidades que con el paso del tiempo y sobre todo, tras su jubilación, pasan la mayor parte del año en Cantabria y deciden cambiar el empadronamiento. 

Para Teodoro Arnal “al ir a votar decides quién quieres que te represente y cada persona yo creo que vota lo que cree que más le conviene y quien mejor le va a representar. Votar es un derecho fundamental de todo el mundo”. 

Noja es uno de los municipios costeros que más visitantes del País Vasco acoge en verano. Con una población empadronada que ronda los 2.500 habitantes llega alcanzar los 60.000 en estas fechas.

“Nos cansamos del calor de la zona de Levante y optamos por Cantabria"

Precisamente en Noja veranean desde hace 23 años un matrimonio residente en el País Vasco, aunque ella es del Norte de Burgos y su esposo de La Rioja. Prefieren no dar sus nombres, pero superan los 70 años y se encuentran de vacaciones en esta localidad. “Nos cansamos del calor de la zona de Levante y optamos por Cantabria donde venimos a mediados o finales de junio y nos quedamos hasta principios de septiembre”, explican.

Ella afirma que solo ha votado una vez, pero su marido, que lleva desde los 18 años en el País Vasco tras encontrar trabajo, declara que siempre ha ejercido su derecho al voto. En esta ocasión no van a desplazarse el domingo para participar en las elecciones. “Si estuviese allí igual iría a votar, pero a partir de ahora creo que no, ya que todos los políticos son iguales”, indicó este hombre de 73 años que ha cambiado de voto en varias ocasiones, se siente desengañado con la clase política y muestra su escepticismo.

“Venía de camping, me enamoré de este lugar y decidí comprar un piso”

Por su parte Manuel, residente en Bilbao y de 70 años de edad, comenta que siempre ha votado en unas elecciones. Lleva visitando Noja hace 35 años, donde ya pasa unos días de vacaciones. “Venía de camping, me enamoré de este lugar y decidí comprar un piso”, señala. 

En cuanto al 12 de julio, ya adelanta que no le motiva acudir a las urnas. “No me ha motivado votar antes de la fecha y tampoco me motiva ir el domingo a Bilbao”, recalcó.

Isla, perteneciente al término municipal de Arnuero, es otra de las localidades turísticas importantes de Cantabria que destaca por su oferta hostelera.

Graffiti en Isla, ArnueroIsla, Arnuero

Aquí pasa la época estival desde hace veinte años Ana María Escobar Gotor, de 68 años, nacida en Burgos y con residencia en Bilbao. En la actualidad se encuentra en Isla, un pueblo que eligió para disfrutar del verano por su belleza paisajística, tranquilidad y por cercanía con su lugar de residencia. “Mi madre era de Santoña y desde niños siempre hemos venido a Isla”, indicó.

Ha votado en todos los comicios y el domingo no dudará en ir a Bilbao

Ana María Escobar es de esas personas que ha votado en todos los comicios que se han celebrado en democracia y el domingo no dudará en ir a Bilbao para meter la papeleta en la urna. Cree que es su deber como ciudadana y añade que “si se quiere cambiar algo, la única manera es con el voto”.

La buena temperatura que acompaña a Cantabria en estos días, a veces con sol y en otras ocasiones con nubes, conlleva que los turistas descansen y disfruten de las playas, amigos, familia o de sus actividades de ocio y tiempo libre. Y esta situación podría o no afectar al índice de participación en las votaciones autonómicas, algo que se comprobará el domingo tras concluir la jornada electoral.
 

Comentarios