lunes 06.07.2020
CORONAVIRUS

Comienzan a realizarse hasta 2.000 PCR semanales a casos sospechosos desde el coche, cuyo resultado se conocerá en 24 horas

Centro de Salud de Puertochico
Centro de Salud de Puertochico

Cantabria establece tres equipos específicos para realizar, bajo cita, pruebas PCR desde el coche -con capacidad para realizar hasta 1.980 semanales- a "todos los casos con síntomas compatibles de coronavirus". Las citas comenzarán este martes, 12 de mayo, y la toma de muestra y resultados estará en 24 horas desde que se acuda a Atención Primaria. Así lo ha anunciado este lunes el consejero de Sanidad, Miguel Rodríguez (PSOE), durante su comparecencia en la comisión especial de la COVID-19 del Parlamento de Cantabria, donde ha expuesto las medidas que, en el ámbito de la sanidad, se van a adoptar de cara al plan transición hacia la "nueva normalidad" y lo ha hecho en el día en que Cantabria ha entrado en la fase I de la desescalada.

En cuanto a la estrategia para fortalecer la Atención Primaria y garantizar la capacidad diagnóstica se ha referido a estos tres equipos específicos para la realización de PCR a casos sospechosos de la COVID siguiendo el sistema 'COROAUTO', esto es toma de muestras sin bajarse del coche, que ya se realizan a profesionales esenciales.

El consejero ha anunciado que se ampliarán los contratos de continuidad de los médicos de familia para garantizar que haya un médico de continuidad por zona básica

Estos tres equipos, formados con refuerzos de Enfermería de Atención Primaria, operarán en las 3 Áreas de Salud (Santander, Torrelavega y Laredo) y funcionarán de lunes a viernes dos horas por la mañana, con capacidad para gestionar 120 citas cada uno. El de Santander también seguirá abierto el sábado, con 120 citas, y el domingo, con 60. Además, se mantendrá el equipo de tarde de 'CoroAuto' actual para servicios esenciales de lunes a viernes en Santander y los dos equipos móviles dedicados a residencias. Y para los niños menores de 10 años se dispondrá de un circuito específico en Valdecilla y Laredo que estarán gestionados por los servicios de Pediatría y que, en principio, dedicarán a citas una hora de lunes a viernes.

El consejero ha explicado que se ha decidido la creación de equipos específicos para la toma de muestras en Atención Primaria tras detectar que la mayor tasa de contagios por sanitarios se produce en la manipulación de los EPI. Rodríguez ha puntualizado que el tamaño y número de equipos se podrá ampliar en función de la demanda.

En cuanto a personal, el consejero ha anunciado que se ampliarán los contratos de continuidad de los médicos de familia para garantizar que haya un médico de continuidad por zona básica. Se ofrecerán contratos de un año de duración también a los residentes de esta especialidad que acaban su formación este mes. Además, en los centros de salud se mantendrá un triaje y circuito diferenciador para patologías respiratorias.

ATENCIÓN HOSPITALARIA

Y en el ámbito de la atención hospitalaria, hay un plan de preparación para un incremento rápido de capacidades por si fuera necesario ante un rebrote. Ha anunciado que Cantabria, en caso de necesidad, estaría en disposición de elevar de forma "inmediata" el número de camas en los hospitales públicos hasta superar las 1.800, con posibilidad de sumar otras 291 en los privados y, si fuera preciso, otras 400 en el Palacio de Exposiciones, elevando la cifra por encima de las 2.500. Y en cuanto a las UCI, ha señalado que se podría también de forma inmediata doblar el número de camas UCI respecto a las que había antes de la epidemia, hasta las 116. Incluso ya se han identificado espacios que permitirían triplicarlo.

El consejero ha señalado que se trata de una "previsión más que amplia, visto que la necesidad real" de la comunidad "ni tan siquiera se ha acercado a esas cifras en el momento álgido de la pandemia". Otras medidas en atención hospitalaria serán una reorganización de las agendas de consultas y la potenciación de aquellas no presenciales.

También se implementarán medidas de prevención y control de la infección en todas las áreas, habilitando espacios para que haya una distancia de seguridad adecuada, principalmente en zonas comunas. Además se controlará el flujo de personas adecuando citas, "horarios deslizantes de personal" y controlando las visitas, poniendo a su disposición geles hidroalcohólicos y mascarillas.

Y para garantizar la seguridad de los profesionales y evitar el desabastecimiento, se garantizará un "stock mínimo de 2 meses" de EPI y se insistirá en la formación para su adecuado uso. Además, se incidirá en la separación de pacientes COVID y no COVID, para lo que se realizará un cribado antes del ingreso.

Comentarios