sábado 21.09.2019
SANIDAD

La empresa responsable del “error” que ha causado hipertricosis a 17 bebés y niños recibió un gran premio a la I+D+i hace cuatro meses

A la izquierda, el presidente de FarmaQuímica Sur recoge el galardón a la I+D+i de los Premios Nacionales El Suplemento 2019. A la derecha, foto enviada a la asociación Defensor del Paciente de un padre de Cantabria y su hija afectada por hipertricosis
A la izquierda, el presidente de FarmaQuímica Sur recoge el galardón a la I+D+i de los Premios Nacionales El Suplemento 2019. A la derecha, foto enviada a la asociación Defensor del Paciente de un padre de Cantabria y su hija afectada por hipertricosis

El pasado 26 de abril en el Palace –uno de los hoteles más lujosos de Madrid–, la empresa malagueña FarmaQuímica Sur, SL recibía el galardón en la categoría I+D+i de los Premios Nacionales El Suplemento 2019, organizados por Suplementos y Monográficos, SL –productora y editora de especiales en diversos grandes medios de comunicación españoles y uno de cuyos objetivos es “facilitar la inserción y divulgación de las pymes españolas y de los profesionales liberales” en dichos medios–, que destacó que FarmaQuímica Sur “importa materia prima desde Europa y Asia y exporta a distintos países a través de servicios propios de distribución para alcanzar cualquier parte del mundo en el menor tiempo posible” y “continúa apostando por expandir su alcance sin perder de vista la excelencia, sustentada por un departamento técnico dirigido por farmacéuticos y químicos de amplia y contrastada trayectoria profesional”. FarmaQuímica Sur fue premiada entre otras cosas porque sus productos “pasan varios filtros”: el primero “en el proceso de fabricación” –“deben estar fabricados por empresas autorizadas según normativas Eu GMP”–, el segundo “en sus instalaciones” y el tercero “a través de un acuerdo de colaboración firmado con el SCAI (Servicios Centrales de Apoyo a la Investigación) de la Universidad de Málaga y con otros laboratorios de primer nivel nacional”. Recogía el premio Juan José García, farmacéutico, propietario y presidente de la compañía, con dos décadas de trayectoria y especializada en “venta de los materiales necesarios para crear compuestos de farmacia, parafarmacia, veterinaria, agricultura, spa, cosmética y dietética, entre otros sectores”.

FarmaQuímica Sur “introdujo minoxidil en un envase que tenía rotulado omeprazol”, confirma la ministra

Cuatro meses después, ya son diez en Cantabria y 17 en el conjunto de España –los otros siete se encuentran cuatro en Andalucía y tres en Comunitat Valenciana– los bebés y niños que padecen hipertricosis –enfermedad que se caracteriza por el crecimiento de vello por todo el cuerpo– como consecuencia de haber ingerido minoxidil –un crecepelo para la alopecia– en vez de omeprazol –un protector estomacal para el reflujo–, debido a un “error” de FarmaQuímica Sur, ha confirmado hoy el Ministerio de Sanidad. La ministra del ramo, María Luisa Carcedo, ha confirmado hoy que ese “error” parte de un “envasado erróneo” que se produjo cuando la empresa encargada de hacerlo –FarmaQuímica Sur, que había importado el producto a la farmacéutica india Smilax Laboratories Limited– “introdujo minoxidil en un envase que tenía rotulado omeprazol”. Carcedo ha explicado asimismo que los primeros casos de hipertricosis relacionados con este “error” se conocieron a través del sistema de farmacovigilancia –el encargado de detectar anomalías en cualquier medicamento del sistema sanitario– el pasado mes de junio y que desde el primer momento se sospechó que había “algún problema”, porque el crecimiento de vello por todo el cuerpo no es un efecto conocido del omeprazol. “Y, efectivamente, tras analizarlo se identificó un producto diferente: minoxidil”, ha añadido la ministra.

La Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios –dependiente del Ministerio de Sanidad– ordenó retirar el pasado 11 de julio un lote del producto y el 7 de agosto un total de 22 lotes, y Carcedo ha insistido hoy en que todos los lotes han sido retirados y FarmaQuímica Sur, la empresa responsable del “error”, cerrada cautelarmente. Los padres de cuatro de los diez bebés y niños de Cantabria afectados han presentado una denuncia penal y la asociación Defensor del Paciente –que insiste en que “se desconocen” las consecuencias que “a posteriori” podrían tener estos hechos sobre los bebés y niños afectados– ha denunciado los hechos en la Fiscalía de Cantabria, que ya ha abierto diligencias.

Comentarios