martes 26/1/21
CORONAVIRUS

La patronal de la Dependencia pide al Gobierno central material de protección para que no enfermen sus trabajadores

Una trabajadora del sector de la Dependencia atiende a una persona dependiente
Una trabajadora del sector de la Dependencia atiende a una persona dependiente

La Federación Empresarial de la Dependencia (FED) reclama a las autoridades sanitarias la disposición "urgente" de material de protección individual (EPIs) para que sus profesionales puedan desarrollar su trabajo durante la pandemia del coronavirus y prevenir contagios en sus centros. Según la patronal, los profesionales de centros de dependencia no cuentan con mascarillas, guantes, gafas o trajes de protección química, entre otros, que les permitirían desarrollar su labor con seguridad y contener los posibles contagios. "El Ministerio de Sanidad nos ha pedido colaboración y estamos ofreciendo una asistencia máxima en todos nuestros centros –indica el presidente de la FED, Ignacio Fernández-Cid–. Mantenemos una constante comunicación y coordinación con las autoridades, habiendo informado de la extrema necesidad de tener suficientes equipos de protección individual (EPIs) para nuestros profesionales".

El sector atiende a 727.000 personas, distribuidas en 2.400 centros residenciales con 154.000 plazas, 28.000 plazas en centros de día y noche, 230.000 beneficiarios con servicios de ayuda domiciliaria y 315.000 servicios de tele-asistencia

La FED dispone actualmente de un total de 385.000 camas en toda España, más del doble de las 160.000 camas hospitalarias disponibles en la sanidad privada y pública a nivel estatal. En total, desde el sector atienden a 727.000 personas, distribuidas en 2.400 centros residenciales con 154.000 plazas, 28.000 plazas en centros de día y noche, 230.000 beneficiarios con servicios de ayuda domiciliaria y 315.000 servicios de tele-asistencia. Por todo ello, Fernández-Cid asegura que, durante la pandemia, el sector de la Dependencia puede contribuir evitando ingresos hospitalarios, reduciendo así las posibilidades de colapso del Sistema Nacional de Salud. "Pero para ello necesitamos la protección adecuada de nuestros profesionales –advierte–. Si somos capaces de coordinarnos bien, una vez más, el sector de la Dependencia demostrará la asistencia y ayuda que es capaz de dar a la Sanidad española".

Por otro lado, Fernández-Cid considera que la decisión de restringir las visitas de los familiares a residencias de mayores fue "muy acertada y justificada" y recuerda que todo el sector está volcado en mantener informadas a las familias ante la restricción de las visitas a los centros y agradece la confianza que están demostrando. En este sentido, la FED quiere poner también en valor el trabajo que se está llevando a cabo en los centros por parte del personal sanitario y gerocultoras, quienes se encuentran prestando su trabajo "con el esfuerzo personal añadido que supone el estado de alarma existente". "Ante la baja de personas por la cuarentena prescrita, nuestro personal se está ofreciendo para doblar turnos, si fuese preciso, lo que demuestra su compromiso y disposición para contribuir durante esta pandemia mundial", concluye Fernández-Cid.

Comentarios