viernes 10.07.2020
CORONAVIRUS

El sindicato TU pide el cese de la dirección del CAD Sierrallana por su "nefasta gestión" de la crisis del coronavirus

Exterior del CAD de Sierrallana
Exterior del CAD de Sierrallana

El sindicato Trabajadores Unidos ha pedido a la dirección del Instituto Cántabro de Servicios Sociales (ICASS) y a la consejera de Empleo y Políticas Sociales, el cese de la dirección del CAD Sierrallana por su "nefasta gestión" de la crisis del coronavirus, para "evitar agravar y generar situaciones con consecuencias irreparables y ante la complejidad del panorama que se nos presenta". Asimismo, solicita la entrega a todo el personal dependiente del ICASS de los equipos de protección individual (EPIs) necesarios: (mascarillas, guantes etc.) que les han sido reconocidos como personal esencial para afrontar esta situación de emergencia sanitaria; la realización de los test a este personal de forma inmediata; y la organización y el cumplimiento de los protocolos establecidos por el Estado y la Comunidad autónoma.

Solicita la entrega de los EPIs, la realización de los test al personal y el cumplimiento de los protocolos

TU asegura en un comunicado de prensa que "son innumerables las propuestas que para intentar organizar racionalmente este centro ha enviado al ICASS, pero los trabajadores nos siguen denunciando situaciones que evidencian la total descoordinación, la ausencia de protocolos y la falta de información hacia los trabajadores". El sindicato subraya que ahora más que nunca, "la labor de los responsables de los centros es estar al pie del cañón, organizando, informando y orientando a los trabajadores. Sin embargo, denuncia que la dirección del CAD de Sierrallana, "retiene los equipos de protección, al menos los facilitados por esta organización", con lo que "no sólo no está asumiendo su responsabilidad, sino que está incumpliendo reiteradamente los protocolos de actuación con los que se pretende afrontar esta situación".

POSITIVOS Y COLECTIVOS VULNERABLES

Tras la publicación en el BOE de este sábado 21 de marzo sobre las medidas relativas a todo el personal, sanitario y no sanitario, que preste servicio en las residencias de mayores y otros centros sociosanitarios, que habilita la posibilidad de aislar residentes son sospecha o positivos en el mismo centro donde residen, TU recuerda que expresamente expone que todos los trabajadores que por razón de su actividad profesional tengan contacto directo con los residentes deben seguir las medidas de protección recomendadas por el Ministerio de Sanidad, según al nivel de riesgo al que están expuestos.

En la medida de lo posible, se debe reducir al mínimo el número de trabajadores en contacto directo con un residente afectado por un caso posible o positivo de COVID-19, así como el tiempo de su exposición. Con este objetivo, los trabajadores de estos centros deben ser asignados a cada uno de los grupos de residentes que se señalan en la orden, garantizando que sean los mismos los que interactúen en los cuidados de cada uno de estos grupos. No se deben producir rotaciones de personal asignado a diferentes zonas de aislamiento.

Trabajadores Unidos muestra su preocupación en relación a la habilitación de espacios para la convivencia de colectivos vulnerables como los que acogen los centros de atención a la dependencia, con positivos por coronavirus. El sindicato considera que "hay espacios más que suficientes de carácter público e incluso privado para alojar estas situaciones en Cantabria, sin tener que introducir el virus en las residencias de nuestros mayores y dependientes". TU plantea que en este momento, el estado de alarma pone a todos los trabajadores del Gobierno de Cantabria a la disposición de las tareas que sean necesarias, y que dotando a estos trabajadores de los medios adecuados, para realizar la habilitación, limpieza y puesta a punto de espacios concretos, se podrían disponer de espacios específicos para atender a los afectados, alejándolos de los CAD, que atienden a los colectivos más vulnerables ante el virus.

El sindicato avisa que "en ningún caso va a dar el visto bueno a ninguna propuesta que comprometa la seguridad de nuestros mayores y de nuestros usuarios con dependencia, por falta de medidas y EPIs e incumplimiento de protocolos". "No con nuestro visto bueno, si se toman este tipo de decisiones sin garantías nos tendrán en frente, y realizaremos todas las acciones que la ley establece para que se cumplan las medidas de seguridad establecidas en los protocolos para garantizar la seguridad de nuestros usuarios y compañeros que les atienden, así como la del resto de trabajadores que en este momento constituyen la barrera esencial y el servicio que es imprescindible para todos los ciudadanos de Cantabria", concluye.

Comentarios