martes 11/8/20
CORONAVIRUS

Las playas de Santander tienen nuevos accesos, conteo de aforo y personal para garantizar la seguridad y resolver dudas

Segunda playa del Sardinero de Santander. Foto: Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente
Segunda playa del Sardinero de Santander. Foto: Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente

El Ayuntamiento de Santander ha iniciado este sábado su dispositivo de control y seguridad en las playas frente al coronavirus, que incluye 15 nuevos accesos a los arenales y la incorporación de 16 auxiliares de seguridad para controlar que se respetan las medidas implantadas y 12 educadores para resolver dudas e insistir en el cumplimiento de las normas sanitarias. Asimismo, supone medidas como los aforos limitados y dispositivos para su conteo, señalización y cartelería horizontal y vertical, espacios reglados para entrar y salir del agua, pasear y acomodarse en la arena y una página web para informar de la ocupación en cada momento.

Se estima que las cámaras entren en funcionamiento el día 15 de julio

El dispositivo ha sido presentado este sábado en una rueda de prensa que han ofrecido la alcaldesa, Gema Igual, y la concejala de Medio Ambiente, Margarita Rojo, junto a la Segunda playa de El Sardinero. Igual ha insistido en la importancia que tendrá este verano la información para conocer las nuevas medidas, los servicios y los aforos que hay en cada playa antes de acudir a ella. Esa información se ofrecerá tanto a través de la campaña puesta en marcha en los medios de comunicación como en la página web habilitada, playas.santander.es, que da a conocer la ocupación en base a un código de colores de semáforo. Esta herramienta no se ha terminado de poner en marcha y por el momento ofrece los datos de dos playas. Además, actualmente muestra una imagen estática de cada arenal, pero está previsto que retransmita imágenes en tiempo real una vez que el Gobierno de Cantabria instale el sistema de cámaras, que se estima que entre en funcionamiento el día 15 de julio.

Según ha explicado Igual, no se podrá entrar a ninguna de las playas por los accesos habituales, sino que se han habilitado y señalizado 15 nuevos. Una vez en el arenal, habrá auxiliares de seguridad, zonas regladas tanto para moverse por la playa y dirigirse al mar como para acomodarse en la arena, donde habrá que respetar el metro y medio de distancia con otras personas y con sus enseres. En este sentido, ha indicado que el aforo calculado es de seis metros cuadrados para cada grupo, pero esta medida en la práctica "no es real" porque no es posible saber cuántas personas van juntas.

AFOROS

Además, esa medida se ha calculado teniendo en cuenta la arena seca que siempre está disponible, pero dados los movimientos de la marea hay otra parte del aforo que es "dinámico" y se ha estudiado con unos drones por parte de la Universidad de Cantabria y el Instituto de Hidráulica para que también se puede utilizar el espacio de arena mojada. Por otro lado, en las zonas con cuatro duchas se ha limitado el uso a una de ellas para respetar la distancia interpersonal, y los baños químicos se sustituirán donde sea posible por casetas de baño.

Con estas medidas y con los usuarios informados de las normas a respetar será posible "seguir teniendo la playa como atractivo turístico" este verano, según ha dicho la alcaldesa, que se ha quejado de nuevo del "importante" esfuerzo que ha tenido que hacer el Ayuntamiento en solitario para poner en marcha estos protocolos, a pesar de las peticiones de ayuda a instituciones como el Gobierno central y regional y a la Demarcación de Costas.

Por último, ha apelado una vez más a la responsabilidad de todos, ya que el Consistorio velará por el cumplimiento de las medidas de seguridad pero su cumplimiento es una tarea de todos los santanderinos y turistas. "Si las utilizamos bien, habrá playas para todos. Si las utilizamos mal, pues no habrá playas para todos", ha advertido.

Comentarios