lunes 3/8/20
SANTANDER

Santander destina 3,3 millones de euros a Servicios Sociales e Inmigración para paliar efectos de la pandemia

Ayuntamiento de Santander
Ayuntamiento de Santander

El Ayuntamiento de Santander destinará 3,3 millones de euros a los sectores de Servicios Sociales e Inmigración de la ciudad para continuar atendiendo la "enorme demanda" y paliar las consecuencias "económicas y sociales" de la pandemia de coronavirus. Así lo ha trasladado la alcaldesa, Gema Igual, en el encuentro que ha mantenido hoy con los representantes de estos sectores, a quienes ha manifestado su agradecimiento por "multiplicar esfuerzos" durante la crisis sanitaria para combatir los efectos de la pandemia. Ha sido durante la cuarta sectorial celebrada tras la aprobación del plan 'Santander a punto', desarrollado por el equipo de gobierno con el consenso de prácticamente la totalidad de la Corporación municipal.La regidora, que ha estado acompañada por los concejales de Servicios Sociales e Inmigración, Álvaro Lavín y Lorena Gutiérrez, ha afirmado que la prioridad del Consistorio "siempre han sido las personas" y por ello continuará, con ayuda de los diferentes agentes sociales, "atendiendo sus necesidades básicas".

Está dirigido a la cohesión social y el apoyo a las personas para mejorar su "día a día"

Dentro de las 167 medidas del plan de choque, valoradas en 25,2 millones de euros, existen distintas líneas de actuación para ofrecer una respuesta "ágil, efectiva y eficiente", ha asegurado. Uno de los bloques de este plan, según ha explicado, está dirigido a la cohesión social y el apoyo a las personas para mejorar su "día a día", abordar la ayuda a las familias que peor lo están pasando o a quienes puedan estar en un bache económico y que van a ser usuarios de servicios sociales, atendiendo la emergencia social, la conciliación familiar, a las víctimas de violencia de género o a los mayores.

Entre estas medidas, se encuentra el incremento del Fondo de Emergencia Social hasta los 2,5 millones de euros; la creación de una mesa de trabajo y un sistema único de ayudas; la elaboración de un estudio de investigación social que permita identificar las dificultades y necesidades sociales o la duplicación de las subvenciones a familias e instituciones sin ánimo de lucro para favorecer la creación de programas que mejoren la situación tras la crisis de la covid-19, entre otras.

En el área de Servicios Sociales también está previsto firmar un convenio de colaboración con el Banco de Alimentos, entidad a la que se apoyará económicamente con 50.000 euros. Las familias en riesgo de exclusión social también contarán con el apoyo del Consistorio, a través de un bono de alimentos para utilizar en comercios de la ciudad. Por otro lado, dentro del plan se contempla reforzar la atención en el Centro de Acogida Princesa Letizia, así como la atención psicológica y psicosocial de los ciudadanos con más personal.

MEDIDAS SOCIALES DEL PLAN DE CHOQUE

Durante la sectorial, Igual ha recordado además que el Ayuntamiento aplazó los pagos mensuales de las viviendas de alquiler social, así como los de las viviendas de la Sociedad Vivienda y Suelo de Santander (SVS) durante los meses de abril, mayo y junio. Estas medidas se suman ahora a la previsión de crecimiento del parque de vivienda de alquiler social que tiene el Consistorio y a la posible redacción de una ordenanza municipal que permita crear una bolsa de vivienda de alquiler pública.

En el área coordinada por Lavín también se han adoptado medidas encaminadas a favorecer la conciliación familiar, como pueden ser el desarrollo del programa 'El veranuco a punto' o el incremento de las cuantías de las becas de guardería. Entre las medidas del plan también figuran iniciativas para apoyar a las mujeres víctimas de violencia de género o a las personas mayores.

Para estos últimos, el Ayuntamiento tiene previsto trabajar en acciones que permitan tener un registro de mayores de 70 años que vivan solos; mantener contacto telefónico a través del programa 'A tu lado'; desarrollar actividades intergeneracionales, y crear un programa que permita gestionar la compra de productos de primera necesidad, así como la permanencia en sus domicilios a los mayores en los periodos en los que se mantenga el distanciamiento social. La regidora también se ha dirigido a los representantes de los sectores de Inmigración para conocer las necesidades de este colectivo que, "además de vivir una realidad sin precedentes, han tenido que hacerlo alejados de su país y, en muchos casos, de sus familiares". El Ayuntamiento ha adaptado los programas y campañas que desarrolla en esta área, a través del Centro Municipal de Inmigración y Cooperación al Desarrollo (CMICAD), a la nueva situación, porque, según la regidora, "es más importante que nunca fomentar los valores de respeto, tolerancia e integración de las diferentes culturas que conviven en Santander y combatir prejuicios, estereotipos y rumores que puedan aflorar durante la crisis, como comportamientos racistas y xenófobos".

Dentro del plan 'Santander a punto' se contemplan medidas encaminadas a adaptar el programa 'Interculturalizarte' o el servicio telefónico de consulta jurídica y formación a profesionales en materia de extranjería. También está previsto continuar con los programas que han surgido durante el confinamiento, así como desarrollar nuevos proyectos encaminados a generar habilidades sociales; gestión de la economía doméstica o pequeñas reparaciones en el hogar.
Por último, Igual ha trasladado un mensaje de "optimismo y apoyo" a ambos sectores, "tan necesarios siempre y más en estas circunstancias" y ha asegurado que, al igual que viene haciendo, el Ayuntamiento mantendrá "dialogo constante" con ellos para conocer las posibles necesidades.
 

Comentarios