martes 07.07.2020
SANTANDER

La capital estudiará las mareas de sus playas para poder tener en cuenta también la superficie de arena mojada como aforo

El Ayuntamiento de Santander también ha declarado que no regulará el tiempo de estancia
El dispositivo de playas para este verano se pondrá en marcha el 1 de julio en la capital cántabra
El dispositivo de playas para este verano se pondrá en marcha el 1 de julio en la capital cántabra

El dispositivo de playas para este verano se pondrá en marcha el 1 de julio en la capital cántabra. Este proyecto, que está siendo “ultimado” por el Ayuntamiento de Santander, contará con medidas frente al COVID-19 como la limitación de los aforos, que se determinarán tras hacer un estudio de las mareas para poder tener en cuenta también la superficie de arena mojada.

Mientras hasta ahora los aforos se han calculado sobre el espacio de arena seca que siempre está libre, Santander, junto a la Universidad de Cantabria (UC) y el Instituto de Hidráulica, también estudiará la superficie libre de agua en las playas cuando baja la marea con el fin de poder dar cabida a un mayor número de personas. Así lo ha indicado este lunes Gema Igual, la alcaldesa de Santander.

Además, Igual ha explicado que este verano "seguro que cambian las costumbres", ya que "antes no queríamos ponernos en arena mojada" en la playa, pero "ahora seguro que vamos a querer" debido a las limitaciones de aforo.

Por otro lado, la alcaldesa ha descartado la medida de regular el tiempo de estancia en los arenales porque "es materialmente imposible" controlarlo. "No podemos hacer un registro a cada una de las miles de personas que está en la playa para después ir a buscarla y decirla que se ha pasado en sus tres horas. No vamos a hacer nada que no se pueda cumplir", ha insistido.

Frente a ello, se pondrá en marcha una aplicación móvil que indique el grado de ocupación que tiene la playa. Además, ya se han diseñado los accesos, se ha contratado al personal que controlará el aforo en ellos y que vigilará que se cumplan las medidas de seguridad por las playas, en las que habrá una señalética con información.

Este verano "será diferente porque será responsable", tanto en las playas como en el resto de la ciudad, ya que a partir del 1 de junio ya no habrá "ningún establecimiento cerrado por el coronavirus".

'SANTANDER A PUNTO'

Así lo ha dicho la alcaldesa tras presentar en rueda de prensa la campaña de promoción y fortalecimiento del sector turístico y comercial 'Santader a punto', que también comenzará el 1 de julio para trasladar el mensaje de que la ciudad cántabra "está preparada" para recibir visitantes y que es "un destino seguro".

La iniciativa tiene como objetivo dar información y generar seguridad entre ciudadanos y visitantes. Para ello, la ciudad contará con banderolas de la campaña y diez tótem digitales por las calles de mayor afluencia comprendidas desde la calle Burgos hasta la zona de El Sardinero. Además, permitirán la opción de descargas planos e información mediante el sistema de códigos QR.

El objetivo de 'Santander a punto' también es "premiar" el esfuerzo que han hecho los negocios para mantenerse tras la crisis provocada por el COVID-19

En este contexto, además, para obtener información turística se atenderá también por teléfono (942 20 30 00), email y WhatsApp. También se abrirá la oficina turística de Jardines de Pereda, mientras que la de El Sardinero permanecerá cerrada por su espacio reducido.

El Anillo Cultural estará abierto y sus instalaciones se visitarán con cita previa llamando al 940 20 30 99, con pases de entre cuatro y seis personas. En la Magdalena también habrá visitas guiadas cuando finalicen las obras. Estas serán de no más de 20 personas por grupo y pases de 35 minutos con intervalos de desinfección entre una y otra de 15 minutos.

En julio, a partir de la segunda semana del mes, también volverá el autobús turístico, el 'Magdaleno'  y se irán incorporando "progresivamente" el Forestal Park Santander, las excursiones por la Bahía, las rutas por Costa Quebrada, el safari por La Maruca, etcétera.

La campaña ‘Santander a punto’ campaña tiene un presupuesto de 220.000 euros para todo el año, aunque las acciones que se pondrán en marcha de manera "inmediata" corresponden a una primera fase que costará en torno a 40.000 euros. A continuación, y dependiendo de la evolución del sector turístico, se desarrollará una segunda fase con más información, vídeos y cambios en los tótem.

El objetivo de 'Santander a punto' también es "premiar" el esfuerzo que han hecho los negocios para mantenerse tras la crisis provocada por el COVID-19, con nuevos protocolos que les han supuesto gastos para adoptar las medidas de seguridad.

En la presentación de la campaña han estado presentes también el presidente y el secretario general de la Federación del Comercio de Cantabria (COERCAN), Miguel Ángel Cuerno y Gonzalo Cayón; la directora de la Asociación de Hostelería, Bárbara Gutiérrez; y la concejala de Economía, Ana González Pescador. Todos ellos han destacado lo "admirable" que es la labor de los negocios que han decidido salir adelante tras la pandemia. Además, también han subrayado que estos negocios ya están "perfectamente preparados" para acoger a los visitantes.

Comentarios