domingo 31.05.2020
SANTANDER

Detenidos dos jóvenes por robar en el almacén de una carnicería

Dos varones de 20 y 26 años, con iniciales A.M.P. y M.M.O.R, respectivamente, han sido detenidos por la Policía Nacional por intentar robar en el almacén de una carnicería del paseo General Dávila de Santander.

Los dos detenidos, con antecedentes, fueron puestos a disposición judicial.
Los dos detenidos, con antecedentes, fueron puestos a disposición judicial.

Los hechos ocurrieron en la madrugada del sábado 11 de agosto, cuando se recibió un vecinó llamó al 091 y advirtió de que varios individuos merodeaban "en actitud sospechosa", en un establecimiento del paseo General Dávila. Al lugar llegó una patrulla policial que se encontraba realizando labores de seguridad en las proximidades y que pudo observar a dos individuos, "en actitud huidiza", saliendo por una zona peatonal que solamente daba acceso al almacén de una carnicería, según ha relatado en un comunicado la Policía.

Estos dos varones manifestaron a los agentes que estaban de vacaciones en la ciudad y que buscaban un lugar para pernoctar. Sin embargo, por motivos de seguridad, los policías procedieron a realizar una inspección de lugar y comprobaron que la puerta metálica del establecimiento, presentaba el bombín forzado y la cerradura había sido extraída. Tras ello, los agentes procedieron a efectuarles un cacheo superficial, que fructificó al serle intervenido a uno de ellos un destornillador de grandes dimensiones. Además, localizaron en el interior del vehículo que utilizaban y que habían dejado mal estacionado en doble fila, diversos efectos de los utilizados en este tipo de modalidad delictiva. Ante los hechos, procedieron a practicar su detención por un delito de robo con fuerza en grado de tentativa.

Horas después, las gestiones practicadas por los agentes de la Policía Judicial encargados de la investigación de este tipo de hechos delictivos consiguieron averiguar que los detenidos habían pernoctado en un hostal de la región al que inmediatamente se desplazaron.  Tras contactar con los responsables del establecimiento, estos les relataron que, efectivamente, se habían alojado en una de sus habitaciones y que los detenidos no habían abonado parte de la reserva que ya había vencido. Dado que en el establecimiento necesitan el cuarto que ya había sido solicitado por otros viajeros y tenían que proceder a arreglarla de forma inminente, los responsables del hostal procedieron a entrar en la habitación y autorizaron a los agentes a acompañarles. Gracias a ello, dentro del "desorden" que observaron, procedieron a intervenir varios efectos que se encontraban tirados por el suelo, entre ellos un pico, una barra de uña, un destornillador, un inhibidor de frecuencia, así como 594 € en billetes.

Los dos detenidos, con antecedentes, fueron puestos a disposición judicial. La Policía Nacional ha agradecido una vez más a la ciudadanía, la eficaz colaboración prestada ante la comisión de un hecho delictivo.