lunes 26/10/20
NOJA

La Marisma Victoria de Noja, enclave estratégico de importancia europea para las aves migratorias

La campaña de anillamiento de 2019 identificó 1.619 aves de 39 especies diferentes, recuperándose cuatro ejemplares procedentes de Noruega y Francia 
Molino de las Aves
Molino de las Aves

La Marisma Victoria de Noja, ubicada en el Parque Natural que forma parte de la RedNatura2000, se ha revelado en 2019 como un enclave de importancia estratégica para las aves migratorias de toda Europa. Así lo señala un informe de SEO/BirdLife sobre la campaña de anillamiento científico llevada a cabo por la ONG en colaboración con el Ayuntamiento de Noja, y que ha constado de 40 jornadas durante el pasado año siguiendo la metodología establecida por el Centro de Migración de Aves de SEO/BirdLife.

Con base en el Molino de las Aves, esta estación inició su andadura en 2018, año en el que se anillaron 600 aves. Entre enero y octubre de 2019 se ha alcanzado la cifra de 1.619 aves anilladas de 39 especies diferentes, contando con la participación de una treintena de voluntarios que colaboran en la instalación de las redes y la recogida de datos.

Se pretende conocer las aves que utilizan los humedales de la Villa y la importancia de las marismas en su conservación

Según ha explicado el concejal de Medio Ambiente, Javier Martín, uno de los objetivos de este programa es conocer más de cerca las aves que utilizan los humedales de la Villa y la importancia que tienen las marismas en la conservación de las aves migratorias. “El notable incremento de las aves anilladas convierte a Noja en un enclave vital para estas especies en su viaje desde diferentes puntos de Europa”, ha señalado.

En este sentido, el informe revela que uno de los datos más destacados de la campaña de anillamiento ha sido la recuperación de cuatro aves portadoras de anillas extranjeras y el control de una ave anillada en Noja fuera de España. Concretamente, se han recuperado 2 mosquiteros musicales de Noruega, 1 petirrojo europeo y un pechiazul procedentes de Francia, y un carricero común anillado en Noja y recuperado en Gran Bretaña.

Martín ha subrayado que “estos datos no solo tienen interés por lo que nos cuentan de las aves, como su fecha de anillamiento, las rutas migratorias que emplean o el tiempo que tardan en recorrer las distancia, sino que nos hablan de la magnífica salud de la Marisma Victoria”, pues las aves utilizan esta parada “para alimentarse y poder seguir su ruta hacia África”.

Por su parte, el alcalde de Noja, Miguel Ángel Ruiz Lavín, ha subrayado el “esfuerzo continuo del Ayuntamiento y SEO/BirdLife” en esta campaña de anillamiento que ha permitido “conocer un poco mejor la riqueza de la Marisma Victoria y su ecosistema”, así como el trayecto, el lugar de origen y la especies que “cada año visitan nuestra Villa y forman parte de la belleza de nuestro paisaje antes de continuar su camino”. En este sentido, ha destacado el trabajo de técnicos y voluntarios, cuyo “esfuerzo y dedicación ha dado lugar a un informe que certifica la buena salud de nuestro entorno natural”, algo que “este equipo de gobierno va a seguir preservando con diversas actuaciones que nos permitan mantener un desarrollo sostenible”.

CAMPAÑA DE ANILLAMIENTO

La campaña de anillamiento se ha dividido en cuatro periodos, uno durante el invierno entre enero y marzo, otro durante la migración primaveral que ha abarcado los meses de abril y mayo, otro entre junio y julio, y el último durante la migración postnupcial (agosto, septiembre y octubre). 

La primera parte tenía como objetivo conocer la comunidad de aves que utilizan el carrizal de la marisma como zona de invernada. En este primer periodo los resultados del anillamiento han sido menores, con 120 aves de 14 especies anilladas, entre ellas el mosquitero común, la curruca capirotada o el petirrojo, empleándose 7 jornadas de anillamiento. 

La segunda parte de la campaña se centró en el seguimiento de la migración prenupcial entre finales de marzo y finales de mayo. El objetivo era cuantificar y conocer qué aves utilizan la Marisma Victoria como lugar de paso y descanso en su ruta migratoria. En total se emplearon 8 jornadas y se anillaron 138 aves de 19 especies, destacando por su abundancia el mosquitero musical.

El tercer periodo de anillamiento se centró en conocer la comunidad de aves reproductoras, empleándose un total de 5 jornadas entre junio y julio y se anillaron 110 aves de 17 especies. 

El cuarto y último periodo de estudio corresponde a la migración postnupcial, muy llamativa en este humedal de la Marisma Victoria y con una duración más larga. Comenzó en la segunda quincena de agosto y terminó a finales de octubre con un total de 1.244 aves anilladas de 36 especies y empleándose 20 jornadas de anillamiento. 

De las 39 especies de aves registradas, cinco especies de aves componen el 80% de las aves anilladas. A la cabeza el mosquitero musical (513), seguido de la curruca capirotada (148), el carricero común (130), el mosquitero común (101) y el petirrojo europeo (72).
 

Comentarios