viernes 4/12/20
TURISMO

Noja multiplicó casi por seis su población este verano, el área de España que más población recibió

Noja, playa Ris
Noja, playa Ris

Los niveles de movilidad de la población crecieron después del final del primer estado de alarma, pero aún siguen por debajo del volumen de movilidad previo a la pandemia del coronavirus, según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), que destaca entre sus datos de movilidad estival la localidad cántabra de Noja, el área de España que más población recibió, y que casi multiplicó por seis su población habitual a mediados de julio y de agosto.

La localidad pasó de 6.407 residentes a 36.663 personas

En concreto, la noche del viernes 17 de julio al sábado 18 de julio de este año el área que más población recibió fue Noja (Cantabria), igual que en 2019. De hecho, la localidad pasó de 6.407 residentes a 36.663 personas, lo que supone multiplicar casi por seis la población habitual. La cifra es incluso un 3,3% superior a la registrada el mismo día de 2019.

El INE ha realizado un estudio de movilidad de la población a partir de datos de posicionamiento de telefonía móvil entre julio y diciembre de 2020 (EM3) en cuanto a su movilidad cotidiana. Los datos reflejan que los movimientos a destinos vacacionales en verano cayeron un 20% respecto a los de 2019.

El subdirector general de estadística sociodemográfica, Antonio Arcueso, ha defendido a Europa Press que tras la polémica inicial en torno al estudio ahora se observa que tiene "buen equilibrio", pues proporciona una "gran riqueza" a nivel estadístico "sin entrar en la esfera de la intimidad de nadie". "Se observa que los españoles se han movido menos y han buscado otros destinos, más de interior, este verano", ha comentado.

En este contexto, ha dicho que a partir de ahora se publicarán los nuevos datos de movilidad diaria todas las semanas, cuatro días después de cada miércoles y domingo, y al menos hasta final de este año. Esto, según el experto, da una aproximación de si la población sale a trabajar o estudiar o se queda en casa.

Por un lado, el estudio ha analizado la movilidad cotidiana de dos días a la semana, todos los miércoles y todos los domingos desde el 24 de junio, en 3.214 áreas. En concreto, los datos estudiados de la movilidad cotidiana se refieren a la posición más frecuente de los teléfonos móviles entre las 10:00 y las 16:00 horas, mientras que los datos de movilidad estacional de los días 18 de julio y 15 de agosto reflejan la posición más frecuente entre las 22:00 horas de la víspera y las 06:00 horas.

La movilidad cotidiana refleja que el miércoles 24 de junio de 2020 (un día laborable normal), el 19,4% de la población abandonaba su área de residencia en las horas centrales del día, casi 10 puntos menos que en noviembre de 2019, antes de la pandemia, cuando este porcentaje era del 29,2%. Mientras, desde finales de junio de este año el porcentaje de población que abandona su área de residencia ha oscilado entre el 18,3% y el 22,2% para un día laborable (miércoles) en horario laboral. Sin embargo, el INE destaca que en las últimas semanas de octubre y noviembre, la tendencia es descendente.

La diferencia es notable si se compara con noviembre de 2019, cuando en algunas áreas de movilidad, el porcentaje de población que salía de su área de residencia superaba el 70% en algunas zonas, frente al 11 de noviembre de 2020, cuando el mayor éxodo solo superó el 40% en algunos barrios en Sant Boi de Llobregat (46,8%), Alcoy (44,7%) o Barcelona (43,7%).

Por otro lado, las dos áreas que más población recibían a diario en noviembre del año pasado eran Alcobendas, que cada día recibía a unas 60.000 personas, y Ciudad Universitaria de Madrid, con 49.000 personas. Estas dos áreas han dejado de ser las principales receptoras diarias de población en España, ya que ahora han pasado Alcobendas a recibir 24.000, debido al crecimiento del teletrabajo; y Ciudad Universitaria, 22.000, por la formación online.

En noviembre de este año, sin embargo, las áreas que más población recibían a diario en noviembre fueron Elche, Madrid y Barcelona, cuyos flujos de entrada superaban las 23.000 personas, cifras que, sin embargo, son aproximadamente un 36% inferiores a las de noviembre de 2019.

VERANO CON MENOS MOVIMIENTO

Respecto a la movilidad estacional, el INE señala que en áreas de más de 10.000 habitantes, el 15 de agosto tenían a menos del 25% de su población residente. Es el caso de algunas zonas de Salamanca, Zaragoza, Valencia y León y en las provincias de Barcelona y Madrid.

El estudio destaca que la noche del viernes 17 de julio al sábado 18 de julio de este año el área que más población recibió fue Noja (Cantabria), igual que en 2019. De hecho, la localidad pasó de 6.407 residentes a 36.663 personas, lo que supone multiplicar casi por seis la población habitual. La cifra es incluso un 3,3% superior a la registrada el mismo día de 2019.

En segundo lugar, Sallent de Gállego, en el pirineo oscense, más que triplicó su población en este verano, pero un 24,7% menos que en 2019. En áreas como El Puerto de Santa María, Peñíscola, Oropesa del Mar, Gandía o Punta Umbría, la población que pernoctaba el 18 de julio de 2020 fue entre dos y tres veces más que la población empadronada, pero las cifras son un 26,7% inferiores al mismo día de 2019.

Noja contaba con un 450% más de su población habitual

En cuanto al 15 de agosto, la noche del 14 al 15, el patrón fue parecido, pero con más población desplazada de su lugar de residencia habitual. En términos generales, Noja contaba con un 450% más de su población habitual, frente al 549% de 2019. Asimismo, se detectaron muchas más personas en zonas montañosas (como Sallent de Gállego, Alp o Valle de Hecho), costeras (como Oropesa del Mar, CastellPlatja d'Aro o Peñiscola) y de interior (como Casalarreina o Valle de Valdebezana).

Todos estos destinos también fueron de los más frecuentados el 15 de agosto de 2019, sin embargo, en ese año el porcentaje de población total pernoctando en dichas áreas fue, de media, un 19,8% superior al registrado en 2020.

Por ejemplo, a Gandía las mayores poblaciones que llegaron en verano procedían de Denia, de Getafe, Alcorcón y Arganda del Rey, así como de Guadalajara el 18 de julio, mientras que el 15 de agosto llegaron principalmente de Denia, Getafe, Arganda, seguidas por Alcobendas y el distrito 2 de Alcorcón.A Chiclana de la Frontera (Cádiz), en julio llegaron sobre todo visitantes de Sevilla, así como de Majadahonda (Madrid), pero en agosto, los grupos poblacionales más numerosos que llegaron a la localidad gaditana procedían de Madrid y en concreto de Pozuelo de Alarcón, Majadahonda, Aravaca, el Plantío, Valdemarín y Mirasierra. En concreto, los principales destinos de los madrileños fueron la costa levantina (Denia y Gandía), la gaditana (Chiclana) y la malagueña (Marbella).

En el caso de Barcelona los destinos más frecuentes eran lugares de la costa catalana o el pirineo, como Palafrugell, Calafell o Platja d'Aro.

Los residentes en Valencia elegían principalmente destinos de la costa levantina (sobre todo Jávea y Denia), los de Sevilla optaban por zonas costeras de Cádiz y Huelva (como Chipiona, Rota o Almonte) y los de Zaragoza por áreas montañosas (como Sallent de Gállego y Jaca) y de la costa catalana (Salou). Esta situación es análoga a la del verano de 2019, los flujos de personas fueron superiores en un 30,6% de media a los registrados este año.

Otras de las curiosidades que refleja el estudio es el hecho de que la provincia de Ávila fue la que más población ganó el 18 de julio de 2020, con un crecimiento del 27,2%; lo mismo que un año antes, solo que entonces con un 33,4 por ciento más de afluencia.

Por el contrario, el 18 de julio de 2020 en la Comunidad de Madrid solo estaba el 78% de su población residente habitual; en Vizcaya un 82,5% y en la provincia de Zaragoza un 84,8%. Incluso algunas áreas como el barrio de Canyelles, en la ciudad de Barcelona, Alcoy o Sant Boi de Llobregat contaban con menos del 15% de su población. En este contexto, Arcueso ha añadido que también están disponibles las tablas con datos a nivel autonómico y provincial así como de ciudades de más de 50.000 habitantes.

Comentarios