jueves 02.04.2020
La opinión de
Antonio Vilela
Antonio Vilela Licenciado en Derecho, Presidente de AMA (Asociación de Maltratados por la Administración), Asesor Jurídico e impulsor de varias reformas legislativas en el Parlamento de Cantabria y en el Senado en el ámbito urbanismo y sobre los derechos de los ciudadanos.

Juan sin miedo

Vivió el hambre, la represión, la transición, varias crisis, y los muchos zarpazos que dan la vida, pero nada tan extraño como esta situación. Recuerda lo que le contaban sus padres de la gripe de 1918, y algunas costumbres de higiene que han quedado en nuestra memoria colectiva.

El discurso del Rey

Hace ya tiempo que actitudes y comportamientos de la familia real y su turbio entorno, con los casos como el de Urdangarín, Corinnas, y la famosa corte de empresarios de Mallorca han hecho más por la III República que todos los republicanos juntos. La verdad es que el discurso con olores de plagio, parece habérselo escrito su enemigo.

Salva vidas, quédate en casa

Hoy más que nunca la unión de un país sí es necesaria, y cada persona puede contribuir a detener, a minimizar los daños de esta pandemia donde estamos atrapados. Sin duda, los responsables políticos tienen que dejar sus miserias a un lado, lo importante no son ellos, ni incluso lo que piensan, lo importante es la salud de una Comunidad, de una nación, de un continente, de nuestro mundo. 

Trabajando por nuestros sueños...

Estos días un amigo se ha embarcado en la aventura de su vida, acompañado de su hijo han comenzado a realizar la vuelta al mundo en ferrocarril, y es que a pesar de las dificultades, de los virus y problemas, no hay nada más hermoso que luchar porque nuestros sueños se hagan realidad. Vivir en una sociedad más justa, más igualitaria, más solidaria, merece la pena trabajar cada día por ello, para que no se quede en un simple sueño utópico.

El amigo oriental

El miedo va dentro de nuestro ADN, grabado de tantos recuerdos de nuestros antepasados

Zaldibar, la montaña artificial les sepultó...

Se ha derrumbado la credibilidad de muchos que ponen semblante serio de grandes gestores, y cuando se les necesita no han estado a la altura. Se ha visto en toda su crudeza esa siniestralidad laboral que tantas vidas se lleva, y a la que el enriquecimiento de unos sin escrúpulos, y la falta de medidas de seguridad, de control de otros hace que pese a los avances tecnológicos, sigamos con unas cifras para asustar.  

De espaldas al final

Se habla de que todos los humanos tenemos la mala costumbre de morirnos, Oriente lo tiene mucho más superado, asumido, nosotros nos pasamos la vida viviendo de espaldas a esta realidad. 

Goodbye, goodbye, Mr. Johnson

Dentro de la UE se tiene que reflexionar por qué empieza a ser más atractivo para muchos ciudadanos estar fuera de ella, esa imagen de burócratas en la lejanía, de cementerio de elefantes políticos, de falta de sensibilidad, esas críticas de los responsables políticos que disimulan su incapacidad diciendo que todo es por su culpa, el problema es de la UE, esto puede destruir quizás el proyecto más hermoso políticamente de Europa.

ARACELI, y la última esperanza

Araceli, así se llama nuestra amiga, encontró  personas que vivían el mismo sentimiento de frustración, pero sobre todo un lugar donde le daban un camino para la esperanza. 

Dolores en la Fiscalía

El Presidente del Gobierno con la elección de Dolores Delgado como Fiscal General del Estado, pasando directamente del Consejo de Ministros a la Fiscalía, sin anestesia, ni ningún edulcorante, ni nada de nada provoca al personal. Desde luego este nombramiento es un órdago a diestro y siniestro, a los nuevos amigos y viejos contrincantes.

Un cuento de órdagos y faroles

Este primer Gobierno de coalición del sistema del 78 nace lleno de dudas, pero aunque haya ruido, pocas o ninguna alternativa había al mismo,  volver por tercera vez a unas elecciones era correr demasiados riesgos.

El árbol de los olvidos y la formación del nuevo Gobierno

Necesitamos un Gobierno que vaya avanzando, donde lo importante sean las personas y sus circunstancias, donde se legisle buscando ese bien común que todos dicen defender, y con tantas promesas incumplidas no hagan enfermar ese árbol del olvido

El calentamiento global...de mi comunidad

Esta Cumbre de Madrid ha sido un fracaso, por mucho que se quiera disimular. Aquí los grandes, los que tienen mayor cuota de participación en los problemas medioambientales del Planeta venían no a contribuir, sino a romper, a entretener al personal para al final marcharse con las manos libres de compromisos.

Greta, el cambio climático y los derechos humanos

Este cambio de sistemas de producción, de emisión de gases contaminantes, de modelo de vida, tiene que ir acompañado por el respeto y desarrollo de los Derechos Humanos, dejar tirados con estas previsiones tan alarmistas a un sector importante de la población puede ser hacernos el harakiri. 

A veces los mandarías a...

ierto que en la escala de valores la salud está en la cima de la pirámide, o más bien en la base, ya que sobre la misma se sostienen las demás actividades, sobre todo cuando notamos su falta y la valoramos en su justa medida, es un tópico, típico de los más indudables que existen.

Tiempos de actuar...

El cambio climático no es algo que concierne solo a los dirigentes políticos, a las altas instituciones, o a los ecologistas, es donde todos tenemos y podemos aportar dentro de nuestras posibilidades, desde el reciclaje, hasta el consumo controlado, incluso en la propia elección de los productos.

¿Quién maneja mi barca...?

El tema central en la comisión de estos delitos, en donde se distrae, malversa, roba a los ciudadanos tan valiosos recursos, es ¿cómo se hace para recuperar tanto dinero público?. 

Mejor abrazos, no navajazos

Ahora que parece que se pasa del sable al guante, de lo abrupto, de lo áspero a la comprensión, bienvenido sea ese hilo de esperanza para un país, España, que estamos necesitados de un impulso positivo ante los retos que nos esperan en la esfera nacional e internacional, en la economía y en nuestra situación social.

El voto para...

Con lo fácil que lo tenían en las elecciones anteriores donde se podía tener una mayoría absoluta a derecha e izquierda.

La hipocresía de prometer lo que no se va a hacer

Ver lo que votan en conciencia una y otra vez y lo que hacen, o mejor dicho lo que no hacen, para resolver el grave problema que ellos mismos denuncian, y las instituciones que representan han causado, es para pensar que estamos ante una repetición del extraño caso del Dr. Jekyll y Mr. Hyde.

Perdidos en el barro...

Demasiado tiempo y recursos invertidos en ver de qué colores se pinta la casa o la bandera que se le pone en el tejado, y muy poco para solucionar los problemas reales de los que viven dentro de ella.

El café de la mañana

Ahí está la verdadera campaña electoral, la que se juega por afición, los amateur de la política, las promesas desconocidas que lo dan todo por un trozo de bizcocho y algo de razón.

Los nuevos Quijotes

Son obreros, hojalateros, ajustadores, electricistas, señoras y señores de la limpieza, barrenderos. Peones de un sistema que les puso a trabajar, a producir, robándoles parte de su juventud, cuando eran tiernos infantes.

Éramos pocos y... llegó Errejón

No se entiende que nuestros representantes no tarden una mañana en ponerse de acuerdo sobre su jornal, salario, cantidades a percibir, incluso cuando no realizan su trabajo, y sin embargo no hayan sido capaces de pactar un Gobierno, que se ponga al frente de los grandes retos que se divisan en un horizonte con demasiados nubarrones.

Perdón, nos hemos equivocado...

Sus promesas que son papel mojado, sus programas que son un adorno que caduca con el tiempo electoral, eso no es demagogia, es una puñalada en el alma de un pueblo al que dicen representar, y les importa un bledo

La crisis que se avecina...

No nos ponemos a llorar ya que enseguida nos dirán que no debemos gastar por encima de nuestras posibilidades, y es que estas lágrimas nos pueden ser muy necesarias para lo que se nos avecina.

Entre pícaros...

Con lo que tenemos que sudar la mayoría  para pagar la hipoteca del piso, los plazos de la financiera del coche, el dentista, la matrícula del ... pensar que hay personas que tienen el dinero casi por castigo nos resulta inexplicable, inconcebible, inimaginable y hasta sorprendente