Sábado 15.12.2018

Ahumando hasta 2050

Los productores de automóviles diésel y gasolina están malhumorados. De mal humor y con malos humos. Consideran muy pocos esos 32 años para cambiar de modelo de fabricación y sustituir en la cadena de montaje el motor de combustión por el de corriente alterna o contínua.

El ministerio de Transición Ecológica no admite transacción: el motor de combustión dejará de ahumarnos el 1 de enero de 2050. A falta de Presupuestos Generales del Estado, el Gobierno presupone que el estado de descarbonización llegará a la previsible España de Leonor I en apenas 32 años.

El cambio climático no admite recambios. El Acuerdo de París de 2015 exige que el dióxido de carbono (CO2 de ahora en adelante) deje de salir por el tubo de escape de los coches a mitad de siglo. Y la flota humeante actual vaya siendo sustituída por automóviles eléctricos. Con prisa y sin pausa. Erradicar el humo del CO2 para eliminar los malos humos.

Como las fechas se fijan siempre para incumplirlas, pueden apostar dólares Trump contra galletas Fontaneda, a que miles de coches seguirán ahumándonos más allá de 2050

Los productores de automóviles diésel y gasolina están malhumorados. De mal humor y con malos humos. Consideran muy pocos esos 32 años para cambiar de modelo de fabricación y sustituir en la cadena de montaje el motor de combustión por el de corriente alterna o contínua. Suena a madrugador aviso a los navegantes del asfalto

En un país como España, mucho más propicio al crisantemo que al laurel, no ha faltado el ingenio periodístico bienhumorado. El suplemento “Papel” del diario El Mundo, publicaba el 14 de noviembre la siguiente esquela: “Motor de Combustión. Ha fallecido en Madrid a la edad de 187 años el día 1 de enero de 2050. D. E. P. Sus padres, Nikolas August Otto, Karl Friedrich Benz y Rudolf Diesel. Sus familiares, Henry Ford, Louis y Fernand Renault, Kichiro Toyota, Ferdinand Porsche, Enzo Ferrari y André Citroën, lo comunican y les ruegan un acelerón en su memoria”.

Como las fechas se fijan siempre para incumplirlas, pueden apostar dólares Trump contra galletas Fontaneda, a que miles de coches seguirán ahumándonos más allá de 2050. Puede que en esa lejana fecha el ministerio de Transición Ecológica haya mudado ya su denominación a Transacción Ecológica.

Toda medida dispuesta en nombre del durísimo combate sin límite de asaltos contra el cambio climático será acogida como buena propuesta. Y no debe admitir el no como respuesta. En 2050 Pedro Sánchez tampoco tendrá Presupuestos, sino que manejará  los dineros propios de su jubilación de ex presidente.

Bella y noble tarea la que nos aguarda. El asunto es que le quede descarbonizada España a Leonor. Qué honor.

Ahumando hasta 2050
Comentarios