Miércoles 14.11.2018

Linchamiento

La Inquisición ha resucitado en los medios, bien papel, digital, ondas o imágenes de televisión. Dicen que la presunta asesina es bruja, pues a la hoguera. El papel de periodistas estrella y de los mass media más escorados a la derecha han convertido el caso en un vertedero de porquería.

"Que nadie retuitee cosas de rabia. Ese no es mi hijo y esa no soy yo. Que quede lo bonito de tanta gente apoyándonos. Ella ni se merece que hablemos de ella". Patricia Ramírez, la madre de Gabriel, acababa de ofrecer desde el dolor una lección de grandeza. El circo mediático, ávido de carnaza, no está respetando este deseo de la madre y también de su padre y viene ofreciendo espectáculo con la tragedia ajena. No es nada nuevo, pero en este caso se han traspasado las líneas tradicionales de la información basura. Se ha entrado de lleno en el linchamiento de la presunta asesina en el que el color, el origen, sus ideas políticas representan un plus de maldad. Peligrosa espiral en tiempos en que se mira al diferente con recelo, con desconfianza. De ahí a la deriva al odio hay solo un paso. Ni se respeta la presunción de inocencia. La Inquisición ha resucitado en los medios, bien papel, digital, ondas o imágenes de televisión. Dicen que la presunta asesina es bruja, pues a la hoguera. El papel de periodistas estrella y de los mass media más escorados a la derecha ha convertido el caso en un vertedero de porquería. ¿Recuerdan a Pepe Navarro y su tratamiento de las niñas de Alcáser, ya hace años? Pues se queda en un aprendiz de la carnaza que impera desde casos como los de Marta del Castillo o Diana Quer. En la televisión se han cargado un género periodístico tan loable como los sucesos.

A Gabriel no le han respetado porque su asesinato lo han convertido en un putrefacto espectáculo de masas

A Gabriel no le han respetado porque su asesinato lo han convertido en un putrefacto espectáculo de masas. "Negra", "dominicana" "carnicera", "de izquierdas" ha sido el uso intencionado de los adjetivos en las informaciones sobre la presunta asesina de Gabriel, Ana Julia Quezada. La caverna mediática no ha esperado ni 24 horas para publicar informaciones sesgadas, amarillas, sensacionalistas, xenófobas para que afloren los más bajos instintos de sus lectores y no la reflexión. Los partidarios de la ley del talión ya pedían la pena de muerte en las redes sociales. El director de Eldiario.es, Ignacio Escolar, un periodista que sabe lo que es respetar la deontología profesional, la buena praxis, ha sido atacado por las fake news. "Entre La Gaceta y Libertad Digital me han convertido en trending topic de Twittter sacando de contexto lo que he dicho y atribuyéndome frases que no he dicho". Titulares como 'La negra madrastra de Gabriel' o 'Es una activista de izquierdas que apoyó los disturbios de Gamonal' se han podido leer en medios como ABC y OkDiario (el de Inda). "Ana, la carnicera de Burgos...", titula El Español al hacer una semblanza de la detenida.

OPORTUNISMO POLÍTICO

Jiménez Losantos ha vinculado el asesinato de Gabriel con las manifestaciones del 8 de marzo y ha lanzado un dato falso para asegurar que las mujeres matan a niños más que los hombres. ¿Por qué no se le denuncia? ¿Por qué la Asociación de la Prensa de Madrid (APM) no expulsa a este calumniador de mala baba? El Español de Pedro J. Ramírez se regodea "en los cuatro minutos de estrangulamiento de Gabriel: una muerte con sufrimiento". ¿Se necesitan más vísceras, más información del hígado? Y Rafael Hernando, portavoz(o) parlamentario del PP ha aprovechado la capilla ardiente del niño para reclamar a la oposición que no derogue la prisión revisable permanente. Yo le digo: "usted es un indecente".  Sé que es impopular este artículo, que sus lectores puedan  pensar que intento lavar la cara de Ana Julia Quezada. Nada más lejos. Si es culpable se confirmaría que lleva a un monstruo dentro de ella, pero sin cacerías xenófobas y racistas que siempre arrastra a una sociedad al odio. Y coincido con la apreciación de Rosa María Artal: “Todas las cadenas nacionales (salvo La 2) retransmiten en directo el funeral de Gabriel. Es de una desmesura que asusta”.

Linchamiento
Comentarios