viernes 05.06.2020

Carta abierta a Pablo Iglesias e Íñigo Errejón

Considerando que ambos planteamientos son dos palas complementarias en vuestro proyecto común, para remar al unísono en las tormentosas aguas de la lucha sociopolítica regeneradora y galopar en el difícil cambio proyectado, son incuestionables e imprescindibles ambas propuestas.

Apreciados e ilustres políticos: aunque suene a topicazo, estamos en un momento histórico tan convulsivo en el que el capitalismo ha perdido totalmente el respeto al ser humano.

Por ello, cuando proyecta actuaciones exteriores en defensa de los DD.HH. lo hace para “legitimar” –en otros muchos países en los árabes- sus mayores genocidios. Este terrorismo institucional encabezado por USA con el apoyo de los estados aliados incluido el español, implicado en esta infame política, pre/generada después de la ll república durante 80 años.

Los 40 primeros, en vez del desarrollo socialdemócrata de la época, vivimos el terror franquista y los otros 40, en lugar de la lucha popular o “populista de izquierda” emancipadora, el bipartidismo con  políticas neoliberales y neofascistas, nos ha llevado a las gravísimas injusticias socioeconómicas con la “corruptocracia” sus recortes austericidas, de libertades… y la ilegítima, asfixiante e impagable deuda impuesta por la Troica. Situándonos con todo tipo de miserias “en la disputa por los últimos de la fila de la UE, en honor a la política de Rajoy” continuada en gran parte con la coalición tripartidista PP, C`s apoyada por el PSOE. Para más escarnio –según la OCDE- de sus 35 estados, el español es el penúltimo antes de Chipre, destacando la abismal diferencia en derechos con la UE al no ser vinculantes ¡¡Lo único vinculante es la deuda…!!

Ante este marasmo sociopolítico, urge clarificar la política de Podemos que tantas expectativas ha generado en el estado e internacionalmente

Ante este marasmo sociopolítico, urge clarificar la política de Podemos que tantas expectativas ha generado en el estado e internacionalmente.

Por este motivo, dada la constante persecución a muerte por el sistema, con la perversa manipulación del cuarto poder mediático, esperemos ante tan alta responsabilidad sociopolítica, que en Vistaalegre ll, ambos líderes se pongan de acuerdo con las personas partidarias ya elegidas, más la cooperación del debate abierto en sus círculos, con derecho a voto a todas las personas inscritas, en función del debate unitario. No para formar dos frentes en busca del más fuerte como en sus enfrentamientos pueden parecer, porque frustrarían dichas expectativas.

Para conseguir el difícil acuerdo sin fisuras, quienes consideramos esta necesidad histórica, tenemos el deber de cooperar a su consecución. Es paradójico que quienes con un nivel cultural bajo –con disculpas- tengamos la osadía de intentar el apoyo crítico inspirados en empirismos personales, apostando profundamente por reflexiones dialécticas que cuestionen las claras diferencias entre ambos, buscando nexos existentes derivados de la misma fuente libertadora, que fortalezcan su ingeniería trasversal, autointerpelándose solidariamente las profundas convicciones en función de la unidad y del avance político.

Porque considerando que ambos planteamientos son dos palas complementarias en vuestro proyecto común, para remar al unísono en las tormentosas aguas de la lucha sociopolítica regeneradora y galopar en el difícil cambio proyectado, son incuestionables e imprescindibles ambas propuestas. La de Iglesias para actuar en las instituciones y sustituir leyes injustas por otras solidariamente sociales y humanas, incluyendo el imprescindible apoyo en la calle. La propuesta de Errejón es más moderada para llegar a mucha gente y poder gobernar teniendo las dos plena sintonía. Pero pudiera  ocurrir que con el aumento de votos no se luchara lo suficiente para exigir dichos cambios. 

Ante esta hipótesis, la calle es el único patrimonio y trinchera que le pertenece a la gran mayoría -en aumento- de la sociedad civil no privilegiada, para vivir y luchar contra el acérrimo enemigo de clase.

Para conseguir el difícil acuerdo sin fisuras, quienes consideramos esta necesidad histórica, tenemos el deber de cooperar a su consecución

Estas consideraciones parten del reflexivo análisis histórico sobre la cultura fundamentalista, que ha liquidado políticas emancipadoras por falta de diálogo flexible. Porque a pesar de la capacidad creativa, dialéctica y reflexiva de ambos líderes, ¿Quién podrá estar totalmente libre de la perniciosa influencia fundamentalista, aunque sólo sea genética?

Después de este farragoso texto, entiendo el sentir de la gente que desea con vuestro acierto, el impulso social -sin precedente histórico- iniciado ya con la regeneración institucional con vuestro código ético –muy superior a todos los conocidos- basado en la más eficiente pedagogía democrático/participativa –a pesar de los inevitables errores- avalada con la mayor transparencia ¡¡Es el mejor antídoto contra toda corrupción…!!

Por el éxito proyectado, un colectivo fraternal abrazo.

Santander  Cantabria
 

Comentarios