Domingo, 17 de Diciembre de 2017
El Tiempo

POLÍTICA

La Ponencia de la comisión que estudia la modificación de la Ley del Suelo informa a favor de cuatro enmiendas de la oposición

Ninguna de ellas forma parte de las 16 que presentaron Podemos, PP y Ciudadanos para cerrar la puerta que, a su juicio, esta modificación deja abierta al fracking en Cantabria.

Será la Comisión la que deba aprobar las posibles modificaciones del texto que busca regular la actividad minera.

Antigua mina de zinc en Reocín
Antigua mina de zinc en Reocín

La tramitación de la proposición de ley de PRC y PSOE para modificar la actual Ley del Suelo de Cantabria para regular la actividad minera ha dado un paso más y ya cuenta con el informe de la Ponencia de la comisión parlamentaria que está estudiando está cuestión, que se ha mostrado a favor de la inclusión de cuatro de las 16 enmiendas presentadas por la oposición.

Pese al visto bueno de la Ponencia a la incorporación en la proposición de ley de tres de las enmiendas presentadas por el grupo mixto-Ciudadanos y de una de Podemos, su definitiva inclusión será una cuestión que se vote en la Comisión de Universidades e Investigación, Medio Ambiente y Política Social, según la información consultada por Europa Press.

Con el objeto de regular la actividad y posibilitar proyectos como el que hay planteado para la apertura de la mina de Reocín, la proposición de ley de PRC y PSOE introduce en el texto de la actual Ley del Suelo un artículo: una nueva Disposición Adicional Undécima sobre las condiciones para la autorización de actividades mineras en el subsuelo del suelo rústico.

Al texto de regionalistas y socialistas, la oposición presentó 16 enmiendas, 7 de Podemos, 6 de Ciudadanos y 3 del PP, entre las que había tres -una de cada grupo- que tenían el objetivo de cerrar la puerta que, a su juicio, la proposición de ley dejaba abierta al fracking.

Estas enmiendas, que no figuran entre las que la Ponencia ha informado favorablemente, se debatirán y votarán en Comisión.

Entre aquellas que la Ponencia se ha mostrado a favor de la su inclusión, las de Cs buscan suprimir, modificar o aclarar determinados apartados de la redacción original de la proposición de PRC y PSOE en apartados del texto sobre el objeto, las condiciones urbanísticas de las actividades mineras y el procedimiento de autorización de la Comisión Regional de Ordenación del Territorio y Urbanismo.

La de Podemos modifica la redacción del apartado de la proposición de ley sobre la relación con la normativa ambiental y sectorial.

Así, si en el texto original se señala que "las actividades mineras, las construcciones, infraestructuras e instalaciones vinculadas a ellas, así como las actuaciones de exploración e investigación objeto de la presente Disposición Adicional, deberán ajustarse a la normativa ambiental y sectorial que les resulte aplicable", en la enmienda de Podemos se añade que también debe "cumplir estrictamente con las condiciones y garantías contenidas en esta disposición adicional".

Al margen de la enmienda de cada grupo para intentar dejar fuera de Cantabria al fracking, entre las enmiendas planteadas por los grupos de la oposición hay otras que pretenden evitar la construcción de infraestructuras mineras en suelo rústico protegido (excepto en el de interés minero), y establecer limitaciones para las que se lleven a cabo en el suelo rústico de carácter ordinario.

Otras buscan garantizar la protección de yacimientos arqueológicos, como Altamira, de los acuíferos y de los espacios naturales y de la Red Natura 2000, endureciendo la tramitación.