lunes 21.10.2019
MEDIO RURAL

Podemos reclamará en el Parlamento respeto al consenso del lobo y no permitir su caza deportiva

La formación morada pretende "obligar" a PSOE y Cs a posicionarse en este tema, ya que, a su juicio, hasta el momento ambos partidos han guardado un "cobarde silencio".

Lobo ibérico | Foto: PÚBLICO
Lobo ibérico | Foto: PÚBLICO

El grupo Podemos reclamará en el Parlamento autonómico al Gobierno de Cantabria (PRC/PSOE) que "dé marcha atrás" en su decisión de mantener al lobo como especie cinegética y "respeto al consenso" que, a su juicio, habían alcanzado ganaderos, ecologistas y cazadores, respecto a este tema. Con este objetivo, el partido morado ha registrado una proposición no de ley en este sentido para su debate en el Pleno del Parlamento de Cantabria después de que la pasada semana el consejero de Medio Rural, el regionalista, Jesús Oria, anunciara que, en contra de lo que se había previsto inicialmente, ahora se pretendía mantener al lobo como especie cinegética, permitiendo su caza deportiva.

Podemos pretende así "obligar" a PSOE y Cs a posicionarse en este tema, ya que, a su juicio, hasta el momento ambos partidos han guardado un "cobarde silencio" que el partido morado espera obligar a romper con esta iniciativa.

"El acuerdo alcanzado en dicha mesa fue calificado de histórico por el propio consejero"

El proyecto de Plan de gestión del lobo que el Gobierno autonómico presentó a exposición pública pero que aún no había sido aprobado, modificaba el estatus del lobo y lo declaraba como especie no cinegética. Podemos ha señalado que dicho proyecto fue el "resultado del consenso alcanzado en la Mesa del Lobo, el foro de debate en torno a la gestión de la especie que reúne a las principales asociaciones de ganaderos, organizaciones ecologistas y cazadores. "El acuerdo alcanzado en dicha mesa fue calificado de histórico por el propio consejero", ha apuntado el parlamentario autonómico de Podemos José Ramón Blanco, quien ha criticado que, a pesar de estas palabras, Oria no haya "dudado en dinamitarlo de manera unilateral" al mantener al lobo como especie cinegética, "rompiendo", a su juicio, el consenso alcanzado. Blanco ha opinado que declarar al lobo como especie no cinegética era "el principal punto fuerte del Plan" que se había consensuado.

Oria justificó la semana pasada este cambio de idea y explicó que, inicialmente, se había optado por prohibir la caza del lobo al considerar, inicialmente, que era la única forma de que el Gobierno autonómico pudiera correr con los gastos de las indemnizaciones por daños causados por esta especie en todo el territorio y no sólo en la Reserva y Coto autonómicos de Caza, tal y como se pretendía. Sin embargo, según anunció el consejero la semana pasada, ahora se ha decidido mantenerlo como especie cinegética porque, según explicó, se ha encontrado la fórmula legal para que el Ejecutivo pueda hacerse cargo de las indemnizaciones sin modificar el estatus del lobo. El director general de Medio Rural, Antonio Lucio, explicó que mantener al lobo como especie cinegética permitiría que los cazadores contribuyeran también al control de la especie, aunque bajo los criterios que establezca el Gobierno.

Tras estas explicaciones, Podemos han lamentado la "debilidad absoluta" de un consejero, a su juicio, "acosado por su gestión de la crisis de la brucelosis, los vaciados sanitarios" y, según dice, los "presuntos casos de corrupción relacionados con sanidad animal" publicados en algunos medios de comunicación y que "afectan directamente a la Dirección General de Ganadería" y que se ha visto "obligado a ceder a las presiones del PP"."

"El plan que el consejero se ha cargado contaba con el apoyo del sindicato mayoritario de ganaderos"

Esta formación ha asegurado ser "perfectamente conscientes de las dificultades" del sector ganadero cántabro, "acosado" -dice- "por décadas de política liberal" en el marco de la Unión Europea, que a su juicio "solo ha traído pobreza y desgracias a la ganadería de Cantabria y del conjunto del Estado". A pesar de ello, consideran "que es injusto que los errores del Gobierno los acabe pagando el lobo, que no puede ni debe ser la válvula de escape de nadie". En este sentido, Podemos ha asegurado que "comparte al 100%" las declaraciones de Guillermo Palomero, de la Fundación Oso Pardo, un científico de prestigio internacional en la gestión de grandes carnívoros que afirmaba que esta decisión "no va a afectar para nada a los ganaderos". Y como prueba de ello, ha apuntado que el plan que el consejero "se ha cargado" contaba con el apoyo de UGAM-COAG, el sindicato mayoritario de ganaderos de Cantabria.