miércoles 23.10.2019
SANTANDER

El PRC presenta una moción para “evitar el catastrazo” de la zona Norte

Fuentes-Pila asegura que De la Serna se pone “de costado” en una situación que él mismo ha provocado.

El concejal del PRC en el Ayuntamiento de Santander, José María Fuentes-Pila
El concejal del PRC en el Ayuntamiento de Santander, José María Fuentes-Pila

El Grupo municipal regionalista registrará en los próximos días una moción para su debate en el Pleno municipal que se celebrará a finales de marzo, para "evitar el catastrazo" previsto en la zona Norte de Santander que, sostiene, "ha impulsado el equipo de Gobierno del Partido Popular y que la Corporación municipal tiene en su mano evitar".

En concreto, la formación regionalista pedirá que los suelos urbanizables no desarrollados no tributen como urbanos, es decir, que el Ayuntamiento cobre un Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) rústico a los terrenos urbanizables aún no desarrollados.

Así lo ha anunciado el portavoz del grupo municipal regionalista, José María Fuentes-Pila, para quien "por mucho" que el alcalde de Santander, Íñigo de la Serna, "se escude" en que es "ajeno" a esta situación, "la realidad es que hay que saber qué información ha remitido el Ayuntamiento al Catastro".

Los regionalistas pedirán que el Ayuntamiento "distinga" a la hora de cobrar el IBI entre los terrenos urbanizables no desarrollados y aquellos en desarrollo

"Da la sensación de que el equipo de Gobierno, con la misma intención recaudatoria de siempre, ha señalado todos los terrenos urbanizables delimitados para que tributen como urbanos, sin distinguir en cuáles se ha iniciado el desarrollo y en cuáles no", ha señalado el portavoz, para quien "por mucho que el Plan General de Ordenación Urbana establezca que esos terrenos son urbanizables a efectos urbanísticos, a efectos tributarios son rústicos", tal y como ha establecido -dice- una sentencia del Tribunal Supremo (STS de 30 de mayo de 2014).

En este sentido, ha exigido al regidor que "explique urgentemente" qué información ha remitido al Catastro, porque "si se demuestra" que el Consistorio no ha diferenciado entre un tipo de suelo y otro, el que está en desarrollo y el que no lo está, "se habrán acabado las excusas".

Para el regionalista, "una cosa es que se prevea que a medio largo plazo un terreno pueda convertirse en urbano a través de un Plan Parcial u otra herramienta urbanística y otra muy distinta es que se haya empezado a desarrollar", una "distinción" que el equipo de Gobierno debería "tener clara".

"Del mismo modo que el Ayuntamiento no permite que un vecino de Cueto construya una casa en su finca solo porque sea urbanizable si no se ha desarrollado ese suelo, no debería pagar el IBI como si la estuviese construyendo", ha ejemplificado.

El alcalde, de costado

Por otra parte, ha lamentado que, de nuevo, el regidor se "ponga de costado" en una situación que "ha provocado". "Tiene la misma facilidad para atribuirse éxitos ajenos que para eludir las consecuencias de sus fracasos", ha lamentado al respecto.

Así, una vez que el "daño está hecho" y habrá que esperar a la revisión catastral que puede tardar años para que se aplique la sentencia del Supremo, Fuentes-Pila cree que hay una "solución transitoria" que la Corporación municipal tiene en la mano adoptar y que a su entender, "nadie entendería que no se aprobase".

En concreto, en la moción que registrarán los regionalistas pedirán que el Ayuntamiento "distinga" a la hora de cobrar el IBI entre los terrenos urbanizables no desarrollados y aquellos en desarrollo, para que los primeros paguen el IBI rústico y los segundos, el urbano. "Es de Justicia que sabiendo que esto es lo que habrá que hacer en aplicación de la sentencia del Tribunal Supremo se pongan los medios para establecer ya esa distinción", ha dicho.

Por último, ha calificado de "esperpéntico" que el equipo de Gobierno diga ahora que la revisión catastral le supondrá menos ingresos. Unas declaraciones que, dice Fuentes-Pila, hay que poner "en contexto para entenderlas".

"Desde que es alcalde, De la Serna ha aumentado el IBI un 80% y, además, es norma de la casa que las previsiones de recaudación no se cumplan nunca", ha afirmado el portavoz del PRC, quien ha señalado que, por ejemplo, en 2015 el Ayuntamiento recaudó por plusvalías un 66 por ciento más de lo inicialmente contemplado en el Presupuesto municipal.

Comentarios