domingo 15.12.2019
SANIDAD

Reclaman no desviar recursos de la sanidad pública a la privada para atajar las listas de espera porque “no es verdad que la privada lo haga más barato”

Cantabria por lo Público y sin Recortes se concentra en Valdecilla en la jornada estatal de la lucha contra la listas de espera en la sanidad pública.

Concentración de Cantabria por lo Público y sin Recortes este lunes en Valdecilla Sur
Concentración de Cantabria por lo Público y sin Recortes este lunes en Valdecilla Sur

La plataforma Cantabria por lo Público y sin Recortes ha reclamado hoy lunes, jornada estatal de la lucha contra la listas de espera en la sanidad pública, que no se desvíen recursos “de todos” a la sanidad privada para atajar dichas listas de espera, puesto que “no es verdad que la privada lo haga más barato”. Así lo ha asegurado en declaraciones a los medios de comunicación la portavoz de Sanidad de la plataforma, Mercedes Boix, durante una concentración del colectivo a la entrada de Valdecilla Sur con el lema La sanidad pública no se vende, se defiende.

Boix ha avalado los datos del Servicio Cántabro de Salud (SCS) respecto a que en esta comunidad “no se superan los 160 días” de lista de espera quirúrgica, aunque ha matizado que esto es posible por la “derivación” a la sanidad privada. “Es un tema de derivación de recursos”, ha apostillado, y ha mantenido que “no es verdad que la privada lo haga más barato; lo hacemos más barato nosotros (la pública); es una demagogia”, ha afirmado, apuntando que en cuestión de listas de espera quirúrgicas Cantabria “no está mal” en comparación con otras comunidades autónomas, teniendo en cuenta la salvedad de la derivación.

“No sabemos cuánto tiempo pasa desde que una persona va a su centro de salud hasta que le dan cita con el especialista”

No ocurre lo mismo con las consultas, y en este sentido ha denunciado que el SCS “nunca publica las listas de espera de las consultas externas”. “No sabemos cuánto tiempo pasa desde que una persona va a su centro de salud hasta que le dan cita con el especialista, cuánto se tarda en la realización de las pruebas diagnósticas y cuánto en volver a citar con el especialista para los resultados”, ha apuntado. Al respecto, ha sostenido que la solución no pasa por la Ley de Garantías de Demoras, que ofrece atención sanitaria en clínicas privadas a personas que lleven más de 180 días en lista de espera quirúrgica, 60 días en primera consulta especializada y 30 días en pruebas diagnósticas especializadas. En su opinión, la ley es “una forma más de privatización de la sanidad pública”, siendo esta última la que debe garantizar unos “tiempos mínimos razonables” de atención. Según los datos de 2017 del SCS, los servicios con más personas en lista de espera fueron Traumatología, con 2.846 pacientes; Oftalmología, con 1.885, y Cirugía General, con 1.679. La mayor demora corresponde a Cirugía Plástica, con 234 días, porque según Boix se trata de un servicio “infradotado” de personal; Cirugía Infantil, con 109 días, y Traumatología, con 108 días. En el extremo opuesto se sitúa Cirugía General, con una demora de 74 días.

Para mejorar las listas de espera, Boix ha apostado por la adaptación de los servicios a las necesidades cambiantes de la población. En concreto, la plataforma Cantabria por lo Público y sin Recortes propone la potenciación de la atención primaria y devolver a la sanidad pública los recursos que se están “desviando” a la privada para mejorar la dotación de los servicios que tienen más listas de espera. También tomar medidas contra la medicina consumista y la “intromisión” de la industria tecnológica y farmacéutica en los hospitales, realizar protocolos consensuados de las indicaciones médico quirúrgicas, adecuar el tamaño de los servicios a las nuevas necesidades y una financiación pública suficiente.

Comentarios