Domingo 21.10.2018
POLÍTICA

Sánchez se compromete con Revilla a acelerar la llegada del AVE a Cantabria y a pagar la deuda de Valdecilla

Recuperar el apoyo al proyecto Comillas y participar en el MUPAC son otros de los temas abordados.

Revilla y Sánchez, durante la reunión en La Moncloa
Revilla y Sánchez, durante la reunión en La Moncloa

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha asegurado este martes que ha obtenido el compromiso del presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, de acelerar los proyectos para la llegada del tren de alta velocidad a la comunidad autónoma, así como su voluntad de abonar la deuda del Gobierno central en las obras del Hospital Valdecilla y asumir el pago que le corresponde en los próximos años. Ambos presidentes, que se han reunido durante dos horas en el Palacio de la Moncloa –adonde esta vez no ha podido llegar en taxi debido a la huelga–, también han abordado la recuperación del apoyo del Gobierno español al proyecto Comillas y su participación en el MUPAC (Museo de Prehistoria y Arqueología de Cantabria), según ha informado el propio Revilla en una comparecencia con los medios tras el encuentro y posteriormente el Gobierno de Cantabria en un comunicado.

"No van a echar atrás nada de lo que el anterior ministro de Fomento anunciaba los sábados en Cantabria"

Revilla ha asegurado que en la reunión con Sánchez ha encontrado "una receptividad absoluta" ante "las viejas historias que Cantabria tiene pendientes", aunque "todo con la precariedad que supone no poder asegurar la estabilidad de la legislatura". Así, ha explicado que ha obtenido el compromiso de Sánchez de llevar adelante todos los trámites iniciados por el Ministerio de Fomento para mejorar la conexión ferroviaria entre Santander y Madrid y agilizarlos "en lo posible", tal como concretarán en un próximo encuentro el ministro de Fomento, José Luis Ábalos, y el consejero cántabro de Obras Públicas, José María Mazón. Revilla ha defendido la conexión ferroviaria con Madrid como "la gran reivindicación" de Cantabria y ha asegurado que todos los trámites iniciados van a continuar adelante. "Proyectos no, porque todavía no hay ninguno, pero todo lo que está en marcha lo van a seguir haciendo e incluso acelerando, no van a echar atrás nada de lo que el anterior ministro de Fomento anunciaba los sábados en Cantabria", ha precisado. La reunión que mantendrán Ábalos y Mazón servirá para "ver la manera de impulsar" todo lo que el ex ministro Íñigo de la Serna "prometió durante año y medio", dado que "se fue sin adjudicar ni un metro del AVE", ha recalcado.

Revilla ha recibido además el apoyo de Sánchez a la creación del área logística de La Pasiega, que se concretará en un acuerdo entre Gobierno cántabro, ADIF y la iniciativa privada, y a la licitación "de manera inmediata" del proyecto de soterramiento del ferrocarril en el casco urbano de Torrelavega, una vez que ya está firmado el convenio de colaboración entre Fomento, el Ejecutivo cántabro y el Ayuntamiento para cofinanciar las obras.

"No sólo" ha asumido el pago de las cuantías impagadas hasta ahora, sino también los 100 millones de euros pendientes

Otro de los compromisos con los que se ha saldado la reunión ha sido el pago íntegro de las cantidades adeudadas a Cantabria por las obras del Hospital Valdecilla, de forma que Sánchez "no sólo" ha asumido el pago de las cuantías impagadas hasta ahora, sino también los 100 millones de euros pendientes, con nuevas consignaciones en los próximos Presupuestos Generales del Estado. Además y como novedad, estos pagos dejarán de considerarse transferencias de capital para concebirse como deuda contraída con Cantabria, lo cual evitará el trámite de justificación de obras que ya han sido realizadas y abonadas por el Ejecutivo autonómico. Revilla ha recordado que en esta materia puede producirse también una sentencia de la Audiencia Nacional en respuesta a la demanda interpuesta por Cantabria por el impago de las anualidades de 2016 y 2017.

Por otro lado, ambos presidentes han acordado iniciar conversaciones "de manera inmediata" para firmar un nuevo convenio de colaboración que permita avanzar en el proyecto Comillas, "abandonado" por el Estado en 2012 por decisión "unilateral" del Gobierno de Mariano Rajoy. "Se harán nuevas bases de futuro sobre lo que queremos en ese inmenso edificio y en esa finca de 80 hectáreas, porque no hay en el mundo cosa igual y queremos que tenga utilidad", ha detallado Revilla, que ha considerado "muy importante" la recuperación del apoyo estatal a la Fundación.

El objetivo es hacer "el mayor museo de la Prehistoria que pueda verse"

Además, Revilla ha pedido a Sánchez la implicación del Gobierno español en el proyecto del futuro MUPAC, ya que Cantabria es "la mayor reserva mundial de arte paleolítico" y "no hay ningún otro lugar en la tierra con un patrimonio como el que representan las diez cuevas Patrimonio de la Humanidad". En este sentido, ha apuntado que el objetivo es hacer "el mayor museo de la Prehistoria que pueda verse", a partir de unos recursos que los expertos consideran "el mayor patrimonio del mundo" y que requieren para su exposición una superficie de 8.000 metros cuadrados. Así, Revilla ha pedido a Sánchez que el Gobierno español se implique en un proyecto de colaboración para que el museo "sea algo más que el Museo de Prehistoria de Cantabria", y "me ha dicho que lo va a estudiar". De hecho, ya existen conversaciones con el ministro de Cultura, José Guirao, para concretar posibles vías de cooperación.

La financiación autonómica ha sido otro de los temas tratados durante el encuentro, del que Revilla ha salido con la impresión de que no habrá ningún cambio en el modelo vigente, situación de la que se alegra porque "hay un peligro". "Cuando las cosas se hacen con rapidez, los políticos pueden caer en la tentación de verse presionados por los votos y una cosa es atender las peticiones en función de los votos y otra hacer justicia", ha opinado. En este sentido, ha reiterado su defensa de un sistema de financiación basado en el coste efectivo de los servicios públicos, ya que de lo contrario "el peligro que se corre en España es que los pocos que quedan en los pueblos se vayan". "Ahí sí que él es sensible", ha afirmado Revilla en referencia a la postura de Sánchez, con quien coincide en considerar la despoblación de las zonas rurales como "una de las catástrofes de este siglo en España".

Finalmente, Revilla ha aludido en su comparecencia a la situación de Cataluña y ha constatado la disposición de Sánchez a "hablar de todo y negociar todo, siempre dentro del marco legal, porque la Constitución es intocable". A este respecto ha recordado que Sánchez ya apoyó en su día la aplicación del artículo 155 "y no le temblaría la mano" en volver a aplicarlo en caso de considerarlo necesario, aunque en la reunión le ha trasladado que en este momento puede existir "una vía de entendimiento mejor" y se ha mostrado "moderadamente optimista" ante la posibilidad de reconducir la situación por la vía del diálogo".

Comentarios