martes 31.03.2020
POLÍTICA

De la Sierra dice que es "discutible" el proceso para la elección del logo, pero no su impacto y participación

El consejero destaca que la web del ejecutivo ha registrado 361.000 visitas, 13.000 valoraciones, 1.700 descargas de las bases, 1.286 comentarios y 163 preguntas.

Imagen del nuevo logo del Gobierno de Cantabria
Imagen del nuevo logo del Gobierno de Cantabria

El consejero de Presidencia y Justicia, Rafael de la Sierra, ha manifestado el proceso de concurso abierto para elección del logo del Gobierno de Cantabria es "discutible y opinable" pero no así su impacto y participación, ya que se han sumado 361.000 visitas a la web del Ejecutivo. Y es que, a pesar de la "polémica basada en datos inciertos y falsos" en torno a este certamen, convocado el pasado mes de septiembre y cuyo ganador se ha dado a conocer el pasado viernes, el consejero ha destacado que se han recibido 13.000 valoraciones, 1.700 descargas de las bases, 1.286 comentarios y se han planteado 163 preguntas. "La participación ciudadana ha sido extraordinaria y estamos satisfechos con el desarrollo del concurso y el resultado", ha dicho De la Sierra este lunes en el Pleno en una interpelación del diputado del Grupo Parlamentario del PRC, Pedro Hernando, sobre los criterios de la convocatoria del concurso de elección de la imagen institucional corporativa y la participación en el mismo.

Para el titular de Presidencia, el concurso ha resultado "un éxito" y lo ha ganado un "diseñador profesional, joven y con gran proyección" como es Rafael San Emeterio, cuya obra se ha aprobado como propuesta del logo ya que, para convertirse en ello, tendrá que ser por decreto. En cuanto a las razones de la convocatoria del concurso, ha explicado que Cantabria era la única comunidad autónoma que no había actualizado ni adaptado su simbología para el uso de ésta en los nuevos soportes y medios de comunicación, algo que además ha aclarado "no sustituirá al escudo y la bandera". Sobre el proceso de elección, ha indicado que el Gobierno apostó por un concurso abierto pero valorado con criterios profesionales frente a otros métodos como "aprobarlo vía decreto, encargárselo directamente a un profesional o un concurso por invitación". Tras indicar que la situación económica no permite al Gobierno "gastar en lo que no es realmente necesario", ha indicado que se estableció un premio "razonable" de 3.000 euros porque, además, el manual de uso lo desarrollará ahora la Imprenta Regional, lo que implica que "no supondrá coste alguno" y servirá para poner en valor este servicio del Ejecutivo.

El consejero de Presidencia y Justicia ha agradecido a los regionalistas la interpelación para poder explicar los criterios del Gobierno en la convocatoria de este concurso y ha criticado a los 'populares' porque, cuando el pasado viernes él anunciaba el ganador del certamen, ellos registraban una iniciativa parlamentaria pidiendo su paralización, algo que "curiosamente" se debatirá ya con el proceso finalizado.

Comentarios