Martes 25.09.2018
ESPAÑA

Los 629 refugiados del Aquarius llegan al puerto de Valencia tras ocho días de travesía

El desembarco ha comenzado a las 6:30 horas de este domingo y se ha prolongado durante más de siete horas. 

El presidente de la FEMP, Abel Caballero, ha asegurado que ya son más de 300 los municipios que se han ofrecido para acoger.

Las 629 personas que forman la flota del Aquarius han culminado este domingo su llegada al Puerto de Valencia tras superar una travesía de ocho días por mar. 'Esperanza del Mediterráneo', el dispositivo de acogida de los tres barcos, ha movilizado a 2.300 personas entre voluntarios, sanitarios, policías, traductores y otros efectivos. 

El navío Orione de la Armada italiana ha sido el último en llegar a Valencia y ha completado así el periplo de la flotilla, que arrancó el lunes, después de que Italia y Malta se negaran a recibir a los refugiados, momento en el que el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, dio instrucciones para su acogida y las autoridades valencianas ofrecieron Valencia como puerto seguro. 

MSF team onboard Aquarius explain to people rescued that they will disembark this morning in port of Valencia and what they can expect. People are calm and pleased to be arriving in Spain.

                                                 Foto cedida por MSF | Karpov / SOS MEDITARRANEE

El desembarco ha comenzado a las 6:30 horas de este domingo y se ha prolongado durante más de siete horas. El primero en llegar a puerto ha sido el Dattilo de la Guardia Costera de Italia. El Aquarius, el buque que da nombre a la flota, le ha tomado el testigo cuatro horas después. 

El éxito y la cara más humana del operativo ha quedado enmarcada con las sonrisas, cánticos y la "actitud de esperanza" que se han encontrado los sanitarios que han atendido a los inmigrantes a bordo del barco italiano Dattilo y el operativo que les ha recibido a pie de muelle, que han destacado su "lección de civismo". 

El interés por este punto de inflexión ha traspasado fronteras: más de 600 periodistas de 160 medios de comunicación nacionales, países europeos e incluso China y Estados Unidos han estado pendientes de la acogida desde la dársena del Puerto. Los conductores de los autobuses públicos de Valencia también han mostrado su cara más humana, al ofrecerse diez como voluntarios para transportar a la prensa al epicentro en las lanzaderas. 

ESTADO DE LAS PERSONAS A BORDO

El primer balance médico es positivo, con la mayoría de personas en condiciones aceptables a pesar de la fatiga de la travesía. Algunas embarazadas ya han sido trasladadas a hospitales y menores y adultos también asistidos. Los inmigrantes presentaban a su llegada más patologías leves de lo esperado, la mayoría quemaduras, malestares y escoriaciones de piel. 

Foto cedida por MSF | Karpov / SOS MEDITARRANEE

                                                 Foto cedida por MSF | Karpov / SOS MEDITARRANEE

Un joven de 29 años de Sudán del Sur ha sido el primer inmigrante en completar la identificación y examen por parte de los policías y sanitarios. El dispositivo continuaba a medio día para que todas las personas a bordo de los barcos pasen este proceso y se inicie el procedimiento de acogida, para la que se ha ofrecido a colaborar Francia y también ayuntamientos de toda España, otros gobiernos autonómicos, asociaciones, familias. 

A este respecto, el presidente de la FEMP y alcalde de Vigo, Abel Caballero, cree que la acogida de los 629 inmigrantes del Aquarius será "sencilla y asequible" gracias a "tanta oferta y tanta solidaridad" de los ayuntamientos españoles que están dispuestos a recibir a los refugiados.

En una entrevista concedida este domingo a la Cadena Ser, Caballero ha asegurado que ya son más de 300 los municipios que se han ofrecido para acoger, un número que está convencido que irá a más y que hará que la asimilación de estas personas sea sencilla para las localidades receptoras.

PROCESO DE INTEGRACIÓN

Desde MSF han criticado "la estrategia de los Gobiernos europeos de priorizar los réditos políticos"

En su proceso de integración, Cruz Roja les ayudará mediante el conocimiento del idioma y la cultura. Pasarán por centros de acogida en función de sus características, con el objetivo de respetar la agrupación familiar y la unidad de los menores. Por su parte, las mujeres a bordo de la flota reciben atención especial para detectar si han sido víctimas de trata. 

Todos los inmigrantes de la flotilla del Aquarius tendrán autorizada una entrada extraordinaria a España por motivos humanitarios de 45 días, una vez pasen los trámites documentales por parte de la Policía. A partir de ese momento, estarán tutelados por ONG y por parte del Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social. Podrán ir a Centros de Internamiento de Extranjeros (CIE) los que se encuentren en determinadas situaciones, en función de lo que determine la autoridad judicial. 

Por otra parte, “y tras una semana de bloqueo político sobre la suerte que van a correr las personas que sean rescatadas en el Mediterráneo”, la organización Médicos Sin Fronteras (MSF) ha denunciado a través de un comunicado el cierre de los puertos italianos y “la estrategia de los Gobiernos europeos de priorizar los réditos políticos sobre el salvamento de vidas en el mar”. Así, la coordinadora de emergencias de MSF, Karline Kleijer, ha criticado que se ha transportado a las personas "de un barco a otro como si fueran mercancía y han tenido que soportar innecesariamente un viaje más largo y más duro". A pesar de ello, agradece “la intervención del Gobierno español” después de que otros Gobierno hayan “incumplido de forma vergonzosa sus responsabilidades humanitarias y han optado por colocar la política por encima de la vida de personas vulnerables".

El presidente de MSF España, David Noguera, ha celebrado “que los rescatados por el Aquarius estén en un lugar seguro, donde se les atienda de forma digna”, sin olvidar que. “debemos realizar una reflexión colectiva para encontrar soluciones al drama de la gente que se lanza al mar en el Mediterráneo. Necesitamos soluciones más justas, humanas y solidarias”.

Foto cedida por MSF | Karpov / SOS MEDITARRANEE

              Foto cedida por MSF | Karpov / SOS MEDITARRANEE

Comentarios