Martes 25.09.2018
NATURALEZA

Ecologistas y ganaderos defienden el uso de mastines o el pastor tradicional para garantizar la coexistencia de ganadería y lobo

Lobo ibérico
Lobo ibérico

Responsables de Ecologistas en Acción han presentado este miércoles a los responsables de los grupos parlamentarios un documento a través del que se defienden un conjunto de medidas para garantizar la coexistencia de la ganadería extensiva y el lobo, entre las que figuran el uso de mastines y su reconocimiento como animales de trabajo o la recuperación de la figura del pastor tradicional.

La portavoz de Ecologistas en Acción en Castilla y León, Carolina Martín, ha presentado este documento en el que se plasma el resultado de un trabajo de más de dos años en los que ha contado con la colaboración de unos 60 profesionales de la ganadería extensiva que viven en zonas en las que coexisten con el lobo. Como conclusión de este trabajo Martín ha defendido el papel del lobo y ha rechazado que éste sea "perseguido y atacado" sino que debe ser "protegido" tanto en el norte como en el sur del Duero, algo que ha respaldado Isabel Díez, miembro de Ecologistas en Acción, y Leandro Valle, ganadero de la zona de Las Merindades.

En concreto, Valle ha detallado su situación personal con una ganadería extensiva de 1.200 ovejas de la que viven cuatro hermanos a través de la que ha podido constatar que la coexistencia es posible, ya que, a pesar de vivir en una zona en la que la presencia del lobo es importante suman ya 14 años sin ataques. Para este ganadero lo básico es que el ganadero o pastor estén "donde tiene que estar", es decir que el ganado esté siempre controlado para lo que ha defendido la recuperación de la figura del pastor tradicional o el uso de perros mastines, algo que en su ganadería desarrollan durante ya más de diez años y que, como ha reconocido, "da resultado". Valle ha insistido además en que la profesionalización del sector es básica para atajar este problema, a lo que ha añadido el conocimiento del medio y su adaptación al siglo XXI con nuevas infraestructuras que favorezcan el aprovechamiento del monte y la protección del ganado, al tiempo que ha reclamado una normativa que regule la ganadería extensiva. "Hay soluciones, falta voluntad de arreglar esto", ha aseverado Valle, quien ha defendido que lo principal es que el profesional esté con su ganado.

Las medidas acordadas y difundidas por Ecologistas en Acción ya están en manos del consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, y desde este miércoles en las de los grupos parlamentarios tras una reunión a la que han acudido todos menos el PP. Además el texto también se hará llegar a las organizaciones profesionales agrarias para ayudar a aquellos profesionales que quieran avanzar en estas medidas.

Como acciones concretas, Ecologistas en Acción propone que se implementen ayudas a los costes de un manejo del ganado compatible con la presencia de grandes carnívoros, reconocer de manera legal a los perros de defensa de ganado como animales de trabajo y pagar indemnizaciones por ataques de lobo justas en tiempo y formas y condicionadas a la adopción de medidas de prevención. Además, el colectivo ecologista insiste en la importancia de promover la prevención de daños, especialmente antes de que el lobo llegue a una zona, fomentar y apoyar el uso de canales cortos de comercialización, desarrollar una Ley de Ganadería Extensiva adaptada a las pequeñas explotaciones y el manejo integral y sostenible de los sistemas pastorales que incluya la convivencia con grandes carnívoros y fomentar el conocimiento y la empatía de la sociedad con la ganadería extensiva.