miércoles 21.08.2019
machismo

Expedientan al profesor universitario que dijo que la víctima de ‘La Manada’ “se dejó hacer”, y que fue sancionado en 2016 por machismo

La Universidad de Santiago de Compostela (SCS) ha abierto en la mañana de este viernes un expediente informativo al profesor de la Faculta de Ciencias Económicas Luciano Méndez Naya, en relación a los vídeos colgados en redes sociales en los que cuestiona a la víctima de 'la Manada' y analiza el caso por si fuese necesario remitirlo a Fiscalía. 

Méndez Naya, que ya fue sancionado en 2016 por la institución compostelana por comentarios machistas hacia una alumna, ha colgado varios vídeos en sus redes sociales durante las últimas horas en los que defiende a 'La Manada' y dice que la víctima "se dejó hacer" y "disfrutó". 

En declaraciones a los medios, la vicerrectora de Comunicación, Rosa Crujeiras, ha reiterado la "condena" de la institución a estas declaraciones y ha anunciado que esta misma mañana se ha comunicado al docente la apertura de un expediente informativo para investigar los hechos. 

El jueves, a pesar de ser jornada festiva en Santiago, los servicios jurídicos de la USC estuvieron trabajando en "las medidas a adoptar" en relación a estas declaraciones, tras lo que se ha optado por abrir un expediente informativo al profesor, que ya tiene nombrado instructor y ha comenzado a trabajar este viernes. 

"Esto nos va a permitir determinar cuál es la repercusión de los hechos en el ámbito profesional del profesor", ha dicho Rosa Crujeiras, que ha aclarado que según "la evolución que tenga este expediente" se "valorará" la posibilidad de "remitir el caso a la fiscalía". 

El rector electo de la Universidad de Santiago, Antonio López, ya avanzó a Europa Press que la institución analiza esta "grave" situación con la idea de acudir a la vía penal si hay "indicios" de que pueda tratarse de un "delito" de estas características. 

Rosa Crujeiras ha señalado que la universidad trabaja "con la mayor celeridad posible" y en el "marco jurídico" del que dispone, intentando "mantener las garantías para todas las partes", aunque ha reconocido que con "escaso margen". 

En todo caso, ha garantizado que la USC "no va a tolerar este tipo de declaraciones que menoscaban los derechos de las personas" y ha pedido esperar a la evolución del expediente para tomar cualquier tipo de decisión.