sábado 04.04.2020
POLÍTICA

El PRC reclama la paralización de los proyectos que "no se adaptan a la demanda de los usuarios"

Manifestación en el Ayuntamiento contra el MetroTUS
Manifestación en el Ayuntamiento contra el MetroTUS

El Partido Regionalista de Cantabria ha reclamado la paralización de los proyectos de transportes públicos que "no se adaptan a la demanda de los usuarios", con el objeto de que "no se creen ciudadanos de primera y de segunda", señalando concretamente al MetroTus de Santander.

Por ello, el Grupo del PRC en el Parlamento regional ha registrado, junto al Socialista y Podemos, una proposición no de ley en la que insta al Gobierno de Cantabria (sustentado por regionalistas y PSOE) a "recomendar" a las administraciones responsables "la paralización cautelar y la revisión de aquellos proyectos de transporte de pasajeros que, una vez implementados, no se adecuen a las necesidades demandadas por los usuarios".

Asimismo, en la propuesta de resolución, instan al Ejecutivo autonómico de Miguel Ángel Revilla a que "colabore" con el Ayuntamiento de Santander, encabezado por Gema Igual (PP), para "abrir un proceso participativo real de tal modo que evite agravios comparativos por cuestión de domicilio entre santanderinos y santanderinas en un servicio tan esencial para la capital de Cantabria como es el transporte público".

Los regionalistas aseguran que el servicio del MetroTus "no afecta solo" a los usuarios de Santander

Y, por último, plantean "facilitar la coordinación entre las compañías de transporte y los ayuntamientos implicados de tal modo que exista una coordinación técnica y organizativa a la hora de enlazar los transportes interurbanos con el TUS".

Los regionalistas han recordado que el proyecto de MetroTus llevado a cabo por el Ayuntamiento de Santander conllevó, desde su anuncio, "un gran número de críticas" porque "no era lo que la ciudad necesitaba".

Sin embargo, el equipo de Gobierno del Partido Popular "impuso" esta nueva modalidad de transporte, revelándose como un sistema "no adecuado" a las necesidades de los vecinos, con un coste de 7 millones de euros y que, además, ha "empeorado" el servicio de transporte público en la capital cántabra.

Asociaciones de vecinos y de comerciantes, colectivos estudiantiles o grupos culturales han formado la Plataforma Transporte Santander recabando el apoyo de miles de vecinos que han protestado por "este carril exclusivo" para un autobús articulado, recuerdan en su comunicado. La última de las protestas tuvo lugar este viernes, día 31 de mayo, cuando los vecinos de San Román 'llenaron' un autobús portando pancartas, carteles y bolsas de basura azul, para expresar su rechazo al proyecto y reivindicar volver al sistema anterior al 1 de febrero.

Asimismo, aseguran que el servicio del MetroTus "no afecta solo" a los usuarios de Santander, sino que también concierne a un gran número de cántabros que acuden a la capital a trabajar y utilizan este servicio, por lo que desde el PRC opinan que debe "tener una visión amplia y participativa y atender a parámetros de interoperabilidad en cuanto a coordinación técnica y organizativa", en referencia a las conexiones con el transporte de cercanías como el ferrocarril, señalan los regionalistas.