domingo 25/10/20
SUCESOS

Denunciado un hostelero por usar la pista de baile, dos más por dejar fumar y 132 personas por beber en la calle

Coche de la Policía Local de Santander
Coche de la Policía Local de Santander

La Policía Local de Santander ha denunciado este fin de semana a ocho hosteleros de la ciudad por diferentes incumplimientos de las normas y restricciones del coronavirus, y a 132 personas por beber alcohol en la vía pública, así como a once responsables de otras tantas viviendas por molestias de música y voces por fiestas en casa.

Entre los locales destaca uno del Río de la Pila donde a la una de la madrugada del domingo había varios clientes usando la pista de baile, incumpliendo así la resolución de la Consejería de Sanidad. También llama la atención otro responsable de un negocio en la calle Bellavista que, a la misma hora y día, estaba permitiendo fumar en la terraza, igualmente prohibido, y donde además sonaba la música en tono elevado pese a no tener permiso para su reproducción. Por dejar fumar dentro del local y rebasar el horario de cierre fue denunciado otro hostelero, a las dos de la madrugada del domingo, en la calle Los Ciruelos, y que asimismo estaba causando molestias por música elevada.

Así, los agentes han presentado tres denuncias más contra otros tantos dueños de establecimientos por música alta. Uno fue identificado a las 23:20 horas del viernes en la calle Francisco de Cáceres -también tenía las puertas abiertas y no había cambiado el cartel anunciador de licencia-. Otro fue denunciado a las 22:00 horas del sábado en la calle El Ojáncano, que incumplía además la licencia, por reproducir música y disponer de cocina sin autorización, carecía de hojas de reclamaciones y había habilitado una terraza sin permiso. Y el tercero, a las 00:30 horas del domingo en la calle Tres de Noviembre, por música y tener las puertas del establecimiento abiertas también.

Además, han denunciado a un hostelero que a las 2:30 horas del domingo tenía instalada una terraza sin autorización, disponer de cocina sin permiso, no tener expuesta la lista de precios, carecer de hojas de reclamaciones y rebasar también el horario de cierre. Finalmente, a las 22:00 horas del domingo denunciaron a la responsable de un local en Emilio Pino por no tener visible el cartel anunciador de la licencia.

OTRAS DENUNCIAS

Por otro lado, la Policía Local ha denunciado a un hombre que a las 00:50 horas del sábado estaba en el Paseo General Dávila causando molestias por música elevada de un aparato reproductor con altavoz. Por el mismo motivo, a las 4:40 horas del domingo, fue denunciado un hombre que estaba en su vehículo en la calle Severiano Ballesteros.

Los policías también han denunciado al responsable de un supermercado en la calle General Dávila por no presentar la licencia de apertura.

CONDUCTORES

Además, a lo largo del fin de semana han sido denunciados cinco conductores por dar positivo en pruebas de alcohol, de las 30 realizadas en diferentes controles para prevenir accidentes de tráfico.

Y nueve conductores han sido identificados por exceso de velocidad de los 337 vehículos controlados entre el viernes y el domingo en tres avenidas de Santander.

ALTERACIONES Y ENSUCIAR LA VÍA

Finalmente, la Policía ha denunciado a siete personas por falta de respeto y consideración a los agentes, cuatro por desobediencia, tres por desórdenes, dos por miccionar en las calles y seis por no dejar residuos en las papelera.

También han registrado e incautado diversas sustancias a 16 personas y una navaja y dos destornilladores a otras dos.

Comentarios