Martes 23.10.2018
SANTANDER

Las redes sociales estallan contra el MetroTUS tras el 'caos' durante la ola de calor

Los usuarios denuncian el empeoramiento del nuevo sistema introducido en febrero. Largas colas y autobuses que tardan más de media hora en pasar y, cuando lo hacen, están tan llenos que no recogen a más personas, son las claves de un malestar al que se ha sumado estos días la ola de calor.

Cola en la parada de Puertochico del MetroTUS. Foto: Facebook
Cola en la parada de Puertochico del MetroTUS. Foto: Facebook

Ya lo advirtieron los usuarios en las últimas manifestaciones que recorrieron Santander en contra del nuevo sistema de transporte urbano de la capital cántabra, el MetroTUS: la situación empeorará en verano. Efectivamente, decenas de viajeros han soportado estos días de la ola de calor minutos bajo el sol en largas colas esperando unos autobuses que no llegaban, y que cuando lo hacían se encontraban tan llenos que no podían parar. Esto ha provocado que haya habido todo tipo de denuncias en redes sociales, que han sido el medio para verter las críticas sobre el mal funcionamiento del sistema. Lo que está ocurriendo es, para los usuarios, algo que “una persona normal lo ve a la legua”.

Entre las quejas, que son públicas en el grupo de Facebook 'Cosas que pasan en Cantabria' destacan las que señalan que los autobuses de la Línea Central, que presuntamente tendría que liberar al resto de líneas de pasajeros, llegan “vacíos” a paradas como la de Puertochico, mientras que el resto están “saturados”. Como ejemplo, la línea 7. “No se puede coger porque ya viene lleno de gente recogida en todas las paradas anteriores desde Cuatro Caminos”, denuncia uno de los usuarios en esta página. Esto no solo afecta a aquellos que acudan a las playas, sino a los que desean ir a Cazoña o a la Avenida de los Castros.

Si este lunes una denuncia ciudadana se quejaba a eldiariocantabria de la poca frecuencia de los autobuses, ahora las críticas van más allá. El problema no solo radica en el desequilibrio existente en el uso de las líneas, sino en los tiempos y, sobre todo, en el mal funcionamiento de la aplicación que debería hacer el uso de este nuevo sistema mucho más fácil. Uno de los usuarios critica que “la aplicación dice que el próximo autobús” de la línea 7 tardará “unos 32 minutos” en llegar a la parada, en este caso la de Puertochico. Otro de los comentarios incide en los fallos de la aplicación, que para una línea con una frecuencia de 30 minutos ha llegado a marcar 45 minutos de espera entre un vehículo y otro.

“¿Habrá suerte la próxima vez y habrá pasado previamente otro de otra línea pero en dirección a las playas? ¿Esta vez podremos subir la gente más mayor y las mamás con los carritos?”, se ha preguntado este usuario, a cuyas críticas se suman cientos de personas. “El 4 también es imposible pillar en el centro”, denuncia otro. “Esto es un despropósito y la línea 5 es de llorar”, añade un tercero. “Es una vergüenza”, “me indigna” y “esto del TUS es una tomadura de pelo a los ciudadanos” son algunos de los comentarios más repetidos entre las personas que cada día sufren esta situación.

Asimismo, se reclama el regreso al anterior sistema, bien de forma explícita, bien recordando que el transporte urbano de Santander “era de lo mejorcito que había” y que ahora “estamos totalmente en retroceso”. En este sentido, una usuaria de la línea 1 recuerda que “nos vendieron” que los autobuses de esta línea “pasarían cada 5 minutos. Mentira, pasa cuando le da la gana”.

La polémica en torno a los intercambiadores también ha sido objeto de las críticas, aunque no únicamente por el mayor tiempo en cada trayecto o las largas esperas entre uno y otro autobús. Según una usuaria, “te cobran por el trasbordo aunque estés dentro de la hora, como le está pasando a mucha gente”.

Comentarios