miércoles 08.07.2020
EDUCACIÓN

La Consejería aprueba un nuevo calendario escolar para el próximo curso con el rechazo de los sindicatos

Educación realizará cambios en el calendario escolar
Educación realizará cambios en el calendario escolar

El próximo curso escolar 2020-2021 dará comienzo el 7 de septiembre con la vuelta a las aulas del alumnado de Educación Infantil y Primaria y Educación Especial, y contará con 175 días lectivos con cinco periodos lectivos y cuatro de descanso. El último periodo no lectivo, por otro lado, se adelantará una semana para evitar un parón adicional al de los días festivos de Semana Santa y “reforzar la actividad educativa del último tramo de un curso académico que, al menos en su primera parte, estará marcado por la actual crisis sanitaria”. Así, el último periodo constará de 51 días lectivos, sólo cinco más que en el curso actual, con 46 jornadas lectivas. 

Así lo ha explicado la consejera de Educación, Marina Lombó, tras participar en la Mesa Sectorial de Educación en la que se ha debatido la Orden que regulará el calendario con la Junta de Personal Docente, que ha quedado aprobado. 

Según ha explicado Lombó, el calendario respeta la organización bimestral y es “muy similar al de este curso”. Tan sólo, ha proseguido, contempla que el último periodo no lectivo se produzca una semana antes que este curso académico, para que “a los días festivos por la Semana Santa no se sumase apenas dos semanas después un periodo no lectivo”.

Para la consejera, el calendario aprobado hoy es “la mejor opción posible”, porque permite adecuar el calendario bimestral a la situación actual, y “garantiza así un periodo un poco más largo al final del curso para un total aprovechamiento académico”.  

En su opinión, esta “pequeña adecuación” es “especialmente importante” para dar continuidad y reforzar las rutinas lectivas especialmente entre aquel alumnado que se titulará el próximo curso. De haberse fijado el último periodo a finales de abril o principios de mayo, ese periodo de descanso estaría “demasiado cerca” de las evaluaciones finales de 2º de Bachillerato y de Formación Especial, así como del final de curso para enseñanzas de régimen especial, que suelen tener lugar entre finales de mayo y principios de junio.  

“Con ese cambio en una semana evitamos dos parones en un mes, alargamos un poco el último periodo para cuando la crisis sanitaria estará ya totalmente superada y permitimos que los alumnos que titulan tengan un final de curso más adecuado a sus necesidades pedagógicas”, ha resumido. 

Con respecto a esto, la organización sindical ANPE Cantabria ha intentado, hasta el último momento, negociar y hacer entrar en razón a la Consejería, pero “la decisión ya estaba tomada de antemano, y han primado mucho más otros intereses ajenos a la educación, que los criterios pedagógicos y el bienestar de los alumnos”. Ante la pregunta de si esta Consejería rechaza el modelo de calendario bimestral, la explicación ha sido que “en este contexto sanitario se habían de tomar medidas excepcionales, pero que en el futuro si estaban de acuerdo en retomar este modelo de calendario.”

FECHAS DEL NUEVO CURSO

En cuanto a las fechas de inicio y finalización del curso 2020-2021, el calendario aprobado por la Consejería detalla que el curso comenzará el 7 de septiembre en las etapas de Infantil y Primaria y Educación Especial, mientras que la fecha de inicio fijada en ESO, Bachillerato y Formación Profesional es el 10 de septiembre. Por otro lado, el final de curso será el 22 de junio para los alumnos más pequeños y los de Educación Especial mientras que en el resto de las etapas superiores se establece el 25 de junio.

En las enseñanzas elementales de danza y música las actividades lectivas darán comienzo el 17 de septiembre hasta el 4 de junio de 2021, mientras que las deportivas de régimen especial harán lo propio entre el 24 de septiembre y el 25 de junio.

Para las enseñanzas profesionales de artes plásticas y diseño y en la educación permanente de personas adultas, el calendario lectivo se desarrollará desde el 22 de septiembre de 2020 hasta el 25 de junio de 2021 y en las de idiomas entre el 7 de octubre y el 28 de mayo, ambos inclusive en todas ellas.

El calendario de los ciclos formativos de Formación Profesional y de las enseñanzas de régimen especial de música y danza se ajustará a la duración en horas de cada enseñanza, por lo que no podrá garantizarse la impartición del programa sólo con un número determinado de días lectivos, sino que habrá que garantizar la impartición del total del número de horas que en cada caso correspondan.

Al igual que en el curso que ahora acaba cuando un día lectivo sea declarado oficialmente como festivo local o de toda la comunidad autónoma de Cantabria, los centros docentes afectados extenderán las actividades lectivas de educación primaria y secundaria obligatoria los días necesarios para cumplir el número mínimo de días lectivos establecido en la legislación vigente, los cuales son 175.

UGT hace una crítica este último punto diciendo que "en todo caso, si se aplica esta incomprensible medida, que sea la propia Consejería la que establezca la recuperación de esas festividades locales y no lo delegue en los equipos directivos o los claustros de los centros; si la Consejería es la responsable y la que impone el calendario escolar, que asuma esa responsabilidad para todo y para resolver el desaguisado que ha generado"

Por otro lado, en lo que respecta a los periodos no lectivos se han establecido varios: uno en la primera semana de noviembre, otro en las fechas navideñas-entre el 23 de diciembre y el 8 de enero- en Carnaval, los días 15,16 y 17 de febrero, y la semana posterior a Semana Santa. 

Tanto al inicio como al final de curso,  en los meses de junio y septiembre, en las etapas iniciales se ha fijado un horario reducido de cuatro horas, y al igual que el pasado curso la orden recoge que los centros deberán de prestar atención a aquel alumnado que desee permanecer en ellos hasta las 14:00 horas realizando actividades extracurriculares de carácter pedagógico de manera gratuita, y se contemplan, de igual modo, la prestación del servicio de comedor y de transporte escolar igual que el resto del curso escolar y en las mismas condiciones.

Desde ANPE Cantabria, sin embargo, declaran que “la propuesta de la Consejería no tiene nada que ver con el preacuerdo inicial alcanzado por todas las partes, y modifica unilateralmente la duración de los periodos lectivos y los descansos, rompiendo de facto la estructura bimestral antes mencionada”.

En este contexto, la organización sindical muestra de nuevo su "frontal rechazo a esta decisión". Además, declara que la Consejería está actuando a espaldas de actores tan importantes como los trabajadores del Consejo Escolar de Cantabria, tomando decisiones unilaterales sin contar con los legítimos representantes de estos. Este argumento es respaldado por UGT, que se suma denunciando "este nuevo calendario escolar es un ejemplo más de una política actual de la Consejería de Educación de imponer sin negociar ni acordar con la Junta de Personal Docente, que integra a los sindicatos representativos de la enseñanza pública no universitaria y, por tanto, a los legítimos representantes legales de los docentes de Cantabria".

ANPE Cantabria denuncia que “la propuesta de la Consejería no tiene nada que ver con el preacuerdo inicial alcanzado por todas las partes, y modifica unilateralmente la duración de los periodos lectivos y los descansos, rompiendo de facto la estructura bimestral antes mencionada”.

Comentarios